Tablas en un agitado final

El partido tuvo dos fases definidas. Un tostón de 75 minutos y un agitado epílogo reducido a 15 minutos. Oviedo y Alcorcón se dejaron las escenas de acción para el final, como un gesto de disculpas por lo visto antes. Compensó: goles, ocasiones y polémica en un desenlace que se cerró con reparto de puntos: 1-1.

El partido había sido hasta el frenético final un duelo táctico. Con más miedo que atrevimiento. Algo más valiente el Alcorcón de primeras ante un Oviedo que no se vio cómodo en el cuerpo a cuerpo. Boateng rozó el poste con un derechazo como carta de presentación superado el cuarto de hora para demostrar que las ocasiones llegarían de arranques de inspiración individual. Gual remató tres minutos después un centro que Femenías atajó sin problemas.

En un partido de tantos accidentes, no faltó la polémica. Borja pidió penalti por un choque con Boateng, mientras que los alfareros reclamaron con vehemencia una mano de Edgar justo antes del descanso. El VAR no emitió dictamen y dejó seguir.

Antes de la última jugada polémica, el Oviedo había tenido su opción más clara- Sangalli recibió en el área, recortó y la puso al segundo palo, donde llegaba Nieto, que chutó directamente al poste.

Tras el descanso, el ritmo bajó aún más. El Oviedo tenía la pelota, pero no muchas ideas. El Alcor cerraba con orden y buscaba la suya a la contra. Tejera buscó la escuadra a los 59 minutos pero al zurdazo le faltó algo de precisión.

El partido solo se agitó en los últimos 15 minutos, con la segunda unidad de ambos equipos. José León rozó el éxito con un cabezazo alto en un córner. Poco después, Femenías voló ante volea de Barbero. Daba la sensación de que los de Anquela acababan más enteros.

Y así parecía confirmarse a los 84 minutos, cuando un disparo tras un rechace impactó en la mano de Cedric. Penalti que detectó el VAR. Fraile anotó con firmeza. Quedaban tres minutos más añadido. Un mundo para el nuevo partido que se había abierto. El Oviedo acumuló gente en el área rival y de un follón apareció Sangalli para igualar, ya en el 91.

Pero hubo más. Un tiro al larguero de Juanma. Y un paradón de Femenías a disparo de José Carlos. Y otro de Dani Jiménez a testarazo de Mier. Un final con curvas para aderezar un empate, resultado justo por lo visto en el campo.

Jordi Alba no sale a entrenar y hace trabajo de recuperación

Ronald Koeman pudo contar prácticamente con todos los jugadores de la plantilla salvo los lesionados de larga duración, es decir, Gerard Piqué, Ansu Fati y Sergi Roberto, este último además se encuentra desde el miércoles confinado en casa al haber dado positivo en Covid. Así pues, el técnico holandés trabajó con 20 jugadores del primer equipo, incluyendo Ronald Araújo y Samuel Umtiti, que están a las puertas de recibir el alta. El central uruguayo ya suma cuatro sesiones con el primer equipo mientras que el francés superó con buenas sensaciones el partidillo que jugó el miércoles con el filial.

La única ausencia destacada en la sesión fue el lateral Jordi Alba, que se quedó en el gimnasio haciendo trabajo de recuperación. Hay que recordar que Alba sólo jugó los primeros 45 minutos el miércoles ante el Ferencvaros, siendo sustituido al descanso por Junior Firpo. A Alba se le vio en los últimos minutos de la primera parte estirando en varias ocasiones sobre el campo, por lo que posiblemente notó alguna molestia que le impedía estar cómodo en el campo y de ahí que el técnico holandés optara por sustituirlo, evitando de esta forma males mayores.

No será hasta la sesión matinal de este viernes cuando se constate si finalmente Alba llega o no a tiempo para el partido del sábado ante el Cádiz. En principio, todo apunta que se tratan de unas molestias puntuales que no le impedirán jugar el partido de LaLiga.

Vinn tre raka – annars blir det ovisst kval i vår

Foto: Simon Eliasson / BILDBYRÅN

Ny match, ny förlust, och framför allt nya individuella misstag.
Malmö Redhawks fortsätter att visa alla den tendenser man gör som bottenlag och det börjar bli en bit till säker mark.
Efter kvällens förlust i Luleå så måste segrarna börja komma. Det väntar en trio av hemmamatcher, och nu är sanningen hård.
Nio poäng behöver komma in på kontot. Annars väntar ett ovisst kval till våren.

Det började relativt bra i Luleå för Redhawks. De första tre-fyra minuterna i alla fall. Sedan var det Luleå för hela slanten och de långa anfallen avlöste varandra.
Detta tar på krafterna.
Trots allt bara 1-0 i paus. Men sedan rasslade det till snabbt när Einar Emanuelsson alldeles för enkelt får komma in, och Brännström kunde trycka in returen.
På 3-0-målet tappar Lars Volden pucken och Karl Fabricius får göra sitt ett av sina mer enkla SHL-mål i karriären.
Krasst konstaterat. Lars Volden är inte en SHL-målvakt.
Hans lägstanivå är på tok för svag för att han ska orka bära Malmö Redhawks i tuffa bortamatcher som Luleå i Ishallen Delfinen.
Nu är det förvisso det enda alternativet då Oscar Alsenfelts rygg inte riktigt håller för spel.
Redhawks hopp är att det var en investering i att vila honom för att kunna spela honom härnäst.
Problemet för Malmö Redhawks mot Linköping var att man gör för mycket individuella misstag. När man kommit tillbaka starkt till 3-2 och faktiskt pressat ner ett oväntat passivt Luleå under långa stunder så var det mycket oväntat att det var Fredrik Händemark som gör en missad inbrytning som leder till 4-2. Händemark har fått kritik på sina håll från fansen, för att han inte anses leverera på samma höga nivå som tidigare, men det är ändå ett faktum att han är lagets främsta forward i spelet.
Därför var det oväntat att se honom gör ett sådant misstag när Redhawks hade fått Luleå i rejäl gungning inför tredje. Man gjorde dessutom en riktigt bra tredjeperioden. Problemet är bara att avståndet var för stort.

När Oscar Alsenfelt är tillbaka är i dagsläget oklart.
Men han behöver vara tillbaka på lördag. Då spelas den första hemmamatchen av tre raka.
I tur och ordning är det Djurgården, Skellefteå och Oskarshamn som kommer på besök till Malmö.
Nu är sanningen hård. Segrar behöver staplas på hög, och på hemmaplan är den chansen störst. Motstånden är dessutom inte något av de absoluta topplagen.
Skulle poängen inte trilla in, så ser det, trots att en halv säsong återstår ut att vara raka vägen mot ett ovisst kval.

Luleå – Malmö 5-3
1-0 14.14 Jack Connolly (Hållander, Emanuelsson)
2-0 24.41 Isac Brännström (Emanuelsson, Själen)
3-0 25.09 Karl Fabricius (Olausson, Lundkvist)
3-1 32.15 Carl Persson (Grans)
3-2 36.37 Fredrik Händemark (Westerholm)
4-2 39.19 Linus Klasen (Desousa, Larsson)
4-3 45.17 Matias Lassen (Westerholm, Sylvegård)
5-3 59.50 Filip Hållander (Utan assist)

Brahim remonta y enamora

El Milan conquista el pase a los dieciseisavos de Europa League de la manera más inesperada, sufriendo mucho con el Celtic y, al final, celebrando la clasificación con una gran remontada. Pioli, que volvía tras su negativo en covid, hizo rotaciones estrenando un nuevo tridente, con Castillejo, Rebic y Hauge. En los primeros 15 minutos, sin embargo, los suyos prácticamente desaparecieron del verde.

El Celtic, ya eliminado, tenía como única motivación su orgullo ante un grande de Europa, y ese fue suficiente para dominar en el arranque del choque. Un mal entendido entre Donnarumma y Krunic propició el 1-0 de Rogic, y poco después Edouard volvió a batir al guardameta con una vaselina, a pase de Christie.

Calhanoglu cambió el rumbo del partido en el 24′, con un potente lanzamiento de falta en el palo de Barkas, y dos minutos después Castillejo, tras una jugada entre el turco, Theo y Rebic, puso las tablas. Los italianos perdieron por lesión a Kjaer (una noticia terrible, considerando su rendimiento), pero en el comienzo de la segunda parte pusieron el enfrentamiento cuesta abajo.

Hauge volvió a demostrar su calidad conduciendo el balón desde la derecha, buscando el centro del área deshaciéndose de cuatro rivales y con un disparo perfecto firmó el 2-3. El noruego, en el tramo final del partido, protagonizó otra gran jugada para el revulsivo Brahim Diaz, que con una preciosa vaselina remató la faena y sumó su cuarta diana desde que llegó a Italia. Mientras, llegó la noticia del triunfo del Lille sobre el Sparta Praga y fue la guinda del pastel: los milanisti, a pesar de una noche loca, sellaron el pase con una jornada de antelación.

Cuándo juega España el próximo partido del Europeo de balonmano: fecha, horario y rival

Las Guerreras empezaron el Europeo con mal pie. La apisonadora rusa superó a las españolas, que tienen dos partidos por delante para clasificarse a la segunda fase del torneo. Su siguiente rival será Suecia, dura prueba en la que las de Carlos Viver aspiran a conseguir su primer triunfo en el campeonato continental.

Horario: ¿a qué hora comienza el España – Suecia del Europeo de Balonmano?

El España – Suecia del Europeo de balonmano femenino, partido que se disputará en Herning (Dinamarca), dará comienzo a las 20:30 hora española de este sábado 5 de diciembre. Será el segundo partido para las Guerreras en el campeonato.

TV: ¿en qué canal de televisión se puede ver el España – Suecia?

El partido de España frente a Suecia se podrá seguir a través de Teledeporte, canal deportivo en abierto de RTVE que emitirá toda la competición. Paco Caro pondrá voz a la narración de los encuentros y le acompañará Eli Pinedo en los comentarios.

Internet: ¿dónde seguir online el España – Suecia del Europeo de balonmano?

En AS también podrás seguir una amplia cobertura del partido de España ante Suecia en el Europeo de balonmano femenino, donde podrás disfrutar el mejor minuto a minuto, las imágenes más impactantes de los encuentros y las declaraciones de los protagonistas, así como la crónica nada más terminar el partido.

Gasol: “Este premio es el reflejo del trabajo en equipo”

Ídolos, ejemplos y héroes. La pandemia nos mostró el lado más humano y generoso de muchos de nuestros grandes deportistas. Sus competiciones se vieron profundamente afectadas, al igual que el resto de sectores de la sociedad, pero el deporte español no paró. Su alma (futbolistas, piragüistas, tenistas, jugadores de baloncesto…) siguió en pie de guerra, ya fuese en primera línea, como sanitarios o policías, o liderando iniciativas benéficas. Una solidaridad que ha sido premiada en los Premios AS del Deporte 2020, cuya ceremonia se celebró en la tarde de este jueves en el Teatro Real de Madrid. 

En un evento marcado por los protocolos sanitarios (test, mascarillas, geles hidroalcohólicos…) AS quiso dar un gran aplauso a todos los que ayudaron durante los peores momentos de la pandemia. Un reconocimiento que contó con la presencia de dos de los mejores deportistas de la historia de España, Rafa Nadal y Paul Gasol. Ambos recibieron el Premio AS Solidarios del Deporte por su iniciativa Nuestra Mejor Victoria, un proyecto para recaudar fondos para el plan Cruz Roja RESPONDE con el que se alcanzaron los 14 millones de euros.

“Quería agradecer el reconocimiento. Significa mucho y es el reflejo de lo que es el trabajo en equipo y lanzar la campaña con Rafa”, destacó el gran Pau Gasol, que asistió a la ceremonia por videoconferencia desde San Francisco. “Agradecérselo a Rafa y toda la gente que se ha sumado y contribuido a la campaña. Han sido capaces de levantar unos 15 millones de euros. Siento no poder estar ahí, pero la lucha continúa y hay que seguir dando un paso adelante para seguir aportando en la lucha”, subrayó el pívot español. El jugador de baloncesto de la NBA agradeció la llamada de Rafa Nadal para liderar este proyecto solidario.

Craviotto: “Lo viví con naturalidad, soy una pieza más del puzle”

Gasol y Nadal lideraron unos Premios AS Solidarios del Deporte que también fueron entregados a Saúl Craviotto, Iker Martínez y Mati Martínez. Este periódico quiso poner en valor el esfuerzo de los tres deportistas, que pelearon en la línea defensiva para frenar el ataque de coronavirus. Piragüista, regatista y futbolista fueron grandes ejemplos para todos durante la pandemia, aparcando el balón, la piragüa y el barco de vela para arrimar el hombro cuando España más lo necesitaba.

“Es todo un honor. Estoy muy ilusionada por el este reconocimiento”, dijo Mati Martínez a su llegada al Teatro Real antes de recibir el premio. La capitana del Fundación Albacete, equipo de la Reto Iberdrola, dejó de lado durante un tiempo las botas de fútbol para enfundarse bien la bata de enfermera en el centro de Salud de Ossa de Montiel (Albacete). Una profesión que sigue compaginando con el fútbol, en el que afronta su decimoctava temporada con el ‘7’ a la espalda en el Fundación Albacete. “Me lo ofrecieron y acepté, no me lo hubiera perdona en la vida. Llegué allí y lo que parecía era más una película que una realidad. Fueron unos momentos horribles. Estuve desde marzo hasta mayo. Después me captaron como rastreadora y sigo en ello.”, remarcó la centrocampista y enfermera española, que recogió su premio de la mano de Elisa Yarte, de Iberdrola.

De Mati Martínez a Iker Martínez, que comparten algo más que el apellido. El regatista español, medalla de oro en Atenas 2004 y plata en Pekín 2008 junto a Xabi Fernández, sacó la máquina de coser del garaje para confeccionar mascarillas, un material que escaseaba durante los primeros instantes de la pandemia en España. El medallista español se mostró muy “Ilusionado y con vergüenza” a su llegada a la ceremonia de los Premios AS del Deporte. “Un grupo de veleros empezamos a coser mascarillas e intentamos aportar lo máximo posible. No somos profesionales de la costura, pero siempre está bien ayudar”, aseguró Iker tras recoger su galardón. Elisa Yarte, de Iberdrola, fue también la encargada de entregar el premio al tres veces campeón mundial y cuatro de Europa.

Saúl Craviotto no pudo asistir a la ceremonia del Teatro Real de manera presencial, pero conectó vía telemática con todos los asistentes para agradecer este Premio AS: “Siempre es bonito que se reconozca para seguir luchando”. El piragüista español iba a abanderar a España en los Juegos Olímpicos de Tokio, pero la pandemia cambió sus planes. El piragüista, doble campeón olímpico y tres veces del mundo, volvió a la Policía para patrullar las calles en Gijón durante el confinamiento. “Todavía nos queda mucho por pasar. Yo lo viví con naturalidad. Es mi trabajo, soy policía. Soy una pieza más de un puzle, de uno muy gran . Estuvimos ahí al pie de cañón, como el resto”, dijo Craviotto por videoconferencia.

Las palabras del catalán representan, al igual que las de Nadal, Gasol, Mati o Iker Martínez, a todos los deportistas que enorgullecen a España. Son nuestros héroes dentro y fuera del deporte. Porque la COVID-19 ha marcado un antes y un después en nuestras vidas, pero también ha puesto en valor nuestra riqueza como sociedad. Una sociedad en la que deporte y solidaridad han ido de la mano durante este año.