Marcelo lucha contra su destino

Marcelo se sabe suplente en el Real Madrid ahora mismo, pero no se resigna y lucha contra ese destino con vistas en la Supercopa de España, cuyas semifinales el Madrid disputará este jueves contra el Athletic en La Rosaleda (Málaga), con la esperanza de estar luego en la final del domingo en Sevilla. Tratándose de un torneo corto y de un título en juego, es poco probable que Zidane cambie a un Mendy que garantiza solvencia defensiva, pero Marcelo mantiene la esperanza.

El brasileño lleva semanas trabajando junto a Adolfo Madrid, un preparador físico personal que ya ha trabajado junto a otros jugadores, como el rojiblanco Marcos Llorente. Marcelo terminó por ser consciente de que la recuperación de su mejor nivel pasaba por afinar su físico, una asignatura pendiente en las últimas temporadas y que le había lastrado fuertemente en sus actuaciones. A sus 32 años (serán 33 en mayo), Marcelo no puede permitirse excesos.

Y es que Mendy es muy titular a día de hoy, como muestra la cuenta de minutos, en la que el francés prácticamente triplica al brasileño: 1.679′ de Mendy, 609′ de Marcelo. El carrilero de Río de Janeiro fue titular en la reciente visita al Elche y el partido acabó 1-1; su anterior titularidad databa de finales de noviembre, en la derrota en casa ante el Alavés (1-2).

Marcelo: futuro incierto

Y es que ese es el mayor problema de Marcelo: su presencia en el once suele coincidir con pinchazos. Sin ir más lejos, en Liga este curso ha salido de inicio seis veces: dos victorias, un empate y tres derrotas. Mucha diferencia respecto a un Mendy con el que el Madrid no sabe lo que es perder en Liga cuando parte de titular, ni el curso pasado ni en el presente.

Lo que suceda en el resto de la temporada marcará en buena medida el futuro de Marcelo, que llegó al Real Madrid en enero de 2007, hace ya casi 15 años. Finaliza contrato en junio de 2022 y podría buscar una salida para aprovechar sus últimos años de carrera jugando a primer nivel; el Real Madrid le considera un jugador amortizado y no apretará para sacar una buena cifra por él, sobre todo sabiendo que la posición titular esta bien cubierta con Mendy y que en la recámara hay jugadores traspasados, pero recomprables (Reguilón y Achraf) y un canterano con estupenda pinta como Miguel Gutiérrez.

Marcelo, de capitán del Madrid… a 'motivador' en el Fluminense

Marcelo está viviendo la otra cara del fútbol, una de las más amargas. Después de saborear la dulzura de la titularidad, de tocar la gloria como pilar del Madrid de las cuatro Copas de Europa y de ser una de las vértebras del esqueleto de Zidane, está probando la hiel del banquillo. Mendy le ha arrebatado el puesto. El brasileño lleva siete partidos consecutivos sin jugar, algo que sólo había vivido con Capello, en la 2006-07. Pero, como sucedió en la etapa de Solari, donde también tomó el jarabe de la suplencia, no alza la voz. Como segundo capitán, sabe de la importancia de hacer grupo para alcanzar los éxitos. Y, además, es consciente de que la edad comienza a pesar. Por eso ya comienza a valorar opciones de futuro.

El pasado mes de mayo manifestó en una charla con Cannavaro: “La edad llega. Ahora voy a cumplir 32. Yo tengo algunas cosas en mente. Quiero trabajar. No quiero trabajar con el fútbol directamente. No tengo características para ser entrenador. Pero yo siempre tuve una cosa en mi cabeza, he vivido muchas cosas en Brasil cuando tenía 15 años. He visto muchos agentes de fútbol decir a algunos padres sobre sus hijos: ‘Venga, ven que te voy a dar esto y esto. Y al final el niño, teniendo mucha calidad, se queda en el camino porque el agente sólo pensaba en el dinero. Han dejado a muchos niños jodidos. Han jodido a muchos niños por querer dinero antes en vez de trabajar al niño. Vendía un niño a otro club, ganaba su dinero y ciao. Quiero trabajar para ayudar a estos niños, quiero trabajar primeramente con esto”. Esa vía de la representación ronda su cabeza aunque bien podría replantearse la opción y escoger la de ‘motivador’ viendo el gran resultado que dio un vídeo que visionaron los Sub-17 del Fluminense antes de la final del Campeonato de Brasil.

Antes de entrar en el césped de la Arena da Baixada, según publica Globoesporte, los jóvenes del Xerém recibieron el mensaje de motivación de Marcelo, ex del Fluminense: “¡Hola chicos! Estoy aquí para desearos suerte en esta final. Que Dios os acompañe. ¡Estoy animando mucho! Como sabéis, estuve mucho tiempo en el Xerém, sé lo que es jugar una final, sé lo que es vivir con todos mis compañeros. Entonces, una cosa os pido: disfrutad cada momento. ¡Disfrutad! Estoy seguro de que en adelante lo recordarán, como ahora estoy recordando la época en que vivía en el Xerém. Muchachos, buena suerte y ¡este título es nuestro!”. Los chavales del Fluminense ganaron 2-1 a los del Atlético Paranaense…

 

Mensaje de Navidad del Madrid: “Lo vamos a sacar juntos”

Muy serios, más allá de cualquier logro o buena racha deportiva, como la situación tan grave por la pandemia requiere, felicitaron en esta ocasión Florentino Pérez, entrenbador de fútbol y baloncesto (Zidane y Laso) y los capitanes de las dos plantillas (Ramos, Marcelo, Felipe Reyes y Llul) las Navidades a todos los aficionados al equipo blanco. El vídeo institucional ya está en la página web oficial de la entidad. Todos los protagonistas, como es lógico, guardando escrupulosamente la distancia de seguridad.

Los mensajes fueron escuetos pero positivos. “Desde el Real Madrid queremos enviaros, en estos días tan especiales y en estos momentos difíciles, un mensaje de cariño, solidaridad y esperanza”, dijo Florentino Pérez. “Nuestros mejores deseos para que recuperemos la normalidad en este año nuevo 2021 y podamos compartir juntos muchos éxitos”. Zidane destacó: “Sabemos que son tiempos complicados y debemos estar más unidos que nunca”. Y Laso mostró su agradecimiento: “Gracias a todos los que estáis ayudando para ganar este partido tan duro”.

Marcelo y Ramos, como capitanes de la primera plantilla, pusieron su mejor sonrisa. Sergio Ramos dijo: “Todos juntos lo vamos a sacar adelante luchando como siempre lo hemos hecho”. Marcelo, segundo capitán del equipo de fútbol, afirmó: “Para que la tranquilidad y la salud nos acompañen siempre”.

El capitán de la plantilla de baloncesto, Felipe Reyes, envió un mensaje de ánimo: “Nuestro apoyo a todas las familias y a todos aquellos que más lo necesitan en estos momentos”. Y Llull concluyó: “Nunca nos rendimos y nada va a detener nuestra ilusión”.