El Baskonia tendrá que pagar 8.000 euros por las protestas en el partido ante el CSKA

La Euroliga anunció este martes que multará al TD Systems Baskonia con una sanción de 8.000 euros por protestas contra el trío arbitral durante el encuentro ante el CSKA Moscú correspondiente a la decimoctava jornada. Concretamente los castigos recaen sobre el director deportivo del club, Félix Fernández y su presidente, Josean Querejeta, que han sido sancionados con multas de 4.500 y 3.500 respectivamente, “por acciones que representan una falta de respeto” al trío arbitral.

La sanción se basa en el artículo 27.2.b del código disciplinario de la Euroliga que indica que “será considerada como una infracción menor insultar, ofender o cometer actos que demuestren una falta de respeto hacia un miembro del equipo arbitral, otro individuo, el público, un seguidor o cualquier persona en general cuando tales acciones no constituyan una infracción grave“. Desde el club vitoriano han confirmado que se han llevado a cabo las alegaciones pertinentes y esperan la respuesta a las mismas próximamente.

El Unicaja-Baskonia se retrasa a las 22:00 por un positivo

El Unicaja-TD Systems Baskonia, que debía disputarse este domingo a las 18:30 horas (#Vamos), se ha retrasado a las 22:00 tras detectarse un positivo en el equipo arbitral, según comunicó la ACB, y la necesidad de sustituirlo. El partido, correspondiente a la 19ª jornada, decidirá la última plaza para la Copa del Rey (virtualmente en manos del Unicaja, que debe perder por 75 puntos para quedarse fuera) y el último cabeza de serie (el Baskonia si gana o el Burgos, con triunfo malagueño).

La jornada 19 de la Liga Endesa ha sido una de las más movidas de toda la temporada. El 4 de enero se anunció el aplazamiento del Real Madrid-UCAM Murcia por un brote de coronavirus dentro del equipo visitante. El viernes, el Urbas Fuenlabrada comunicó un positivo dentro del equipo y realizó pruebas de respaldos a los integrantes del cuerpo técnico y a todos los jugadores. Ante la imposibilidad de recibir los resultados de estos tes por el temporal provocado por Filomena, la ACB retrasó el partido al domingo, aunque finalmente ha sido suspendido por el momento. El MoraBanc se encontraba este domingo todavía aislado en Madrid.

Por último, el Movistar Estudiantes-Casademont Zaragoza se ha reprogramado al martes 12 de enero. El equipo maño no tenía medios para llegar a la capital español, ya que todo el servicio ferroviario estaba suspendido en la Comunidad de Madrid.

Copa del Rey ACB 2021: ya se conocen los ocho clasificados

La victoria del Barça en la pista del Baxi Manresa (76-99) le entregó la última plaza para la Copa del Rey de Madrid al Unicaja, que debería perder por 75 puntos para estar fuera. Algo imposible. De haberse dado un triunfo local en este partido, los de Luis Casimiro deberían haber ganado este domingo al TD Systems Baskonia para clasificarse para la cita del KO. Algo que ya no será necesario.

El equipo malagueño, que el año pasado disputó la Copa del Rey como anfitrión (era noveno al cierre de la primera vuelta y dejó fuera al San Pablo Burgos), estará en un torneo que se disputará en el WiZink Center de Madrid del 11 al 14 de febrero y en el que también pelearán por el título el Real Madrid, el Iberostar Tenerife, el Barça, el TD Systems Baskonia, el Hereda San Pablo Burgos, el Valencia Basket y el Joventut.

Una plaza de cabeza de serie, en el aire

Ya se conocen tres de los cuatro cabezas de serie del sorteo, que será el próximo 18 de enero. Son el Real Madrid, el Iberostar Tenerife y el Barça. La última plaza dependerá de lo que pase en el Unicaja-Baskonia de este domingo (18:30, #Vamos). Si gana el Baskonia, la plaza será suya; si no, el cuarto puesto será para el Burgos tras su triunfo frente al Coosur Betis (76-85).

El criterio de clasificación durante la pandemia

En una temporada tan golpeada por el coronavirus y con muchos partidos aplazados, los clubes decidieron que los equipos clasificados para la Copa del Rey serían los que mejor porcentaje de victorias tuvieran el 10 de enero. En caso de empate, quedaría primero los que tuvieran un mejor average.

Imperial triunfo del Baskonia ante el líder de la Euroliga

Partido frenético en sus cuatro cuartos y sensacional esfuerzo de un Baskonia que venía de perpetrar un mal compromiso en Berlín la víspera de Reyes. Fue un choque especial en el Buesa Arena porque regresaban a la capital alavesa Voigtmann, Hilliard, James y, sobre todo, Shengelia. El gran capitán de las últimas temporadas viste de ruso, circunstancia que le ha traído bastantes problemas en su país natal, Georgia.

El duelo comenzó con un intercambio de triples pero, muy pronto, TD Systems puso tierra de por medio porque dominaba en todas las facetas. Llegó a estar 15 puntos arriba con el 31-16 del minuto 9. Giedraitis se marchó de ese primer periodo con 11 puntos y la valoración era de 50-14 para los dos equipos. En rebotes, Baskonia ganaba 12-7 y en asistencias, 12-5.

Ese 31-19 de los primeros diez minutos presagiaba un camino cómodo pero enfrente estaba el vigente campeón de Europa. Tras un parcial de 2-11, los de Itoudis se pusieron 35-31 y, menos mal que Baskonia encabezó algunas canastas para volver a colocarse 10 puntos arriba (41-31 con un triple de Peters, ex del CSKA). A grandes rasgos, los titulares del equipo vasco estaban firmando una noche redonda pero la segunda unidad, no.

Se llegó al descanso con un cabreo monumental de Ivanovic hacia los árbitros. De hecho, se le vio discutir airadamente con Lamonica. Lo cierto es que las estadísticas se fueron equilibrando y el partido quedó abierto para la segunda parte. Un 49-45 (luego corregido con 46-45) es un empate virtual, máxime cuando enfrente tienes al gigante moscovita.

El Baskonia ganó el tercer cuarto por 33-22, ni más ni menos que más de 30 puntos al líder de la competición. Pero el CSKA se lo puso muy complicado al principio porque, entre el segundo periodo y la mitad del tercero, endosó un parcial de 24-41 a los locales. Fue cuando Henry empezó a hacer diabluras, Vildoza robó balonces estratégicos y Polonara junto a Giedraitis ejerció de artillero.

Las cosas se mantuvieron muy igualadas en la entrega final (82-80, min. 36). La defensa vitoriana flotaba descaradamente a Shengelia en el triple pero el georgiano no picaba y conseguía canastas en penetración. Los últimos segundos fueron de cardiólogo. Strelnieks falló un tiro libre, Fall otro y con 8 segundos para terminar el choque, el mismo estaba en un apretadísimo 95-93. James estuvo muy bien defendido por Sedekerskis y falló su lanzamiento de 2. Henry cogió el rebote defensivo y lo lanzó al techo del Buesa Arena. El TD Systems confirmó su triunfo ante los del ejército ruso porque tuvo fe.

El TD Systems Baskonia gana en Milán con ocho jugadores

TD Systems Baskonia se plantó en Milán sin lesionados pero sí con tres jugadores con molestias: Henry, Dragic y Polonara. Micov no compareció por culpa de la COVID-19 pero tenía un banquillo mucho más profundo considerando que Ivanovic apenas cuenta en los últimos partidos con Diop, Kurucs o Raieste. Sedekerskis, por el contrario, está creciendo en minutos y en ascendencia sobre el juego.

Armani era el cuarto equipo más anotador (81,5 puntos por partido) y el segundo mejor triplista, con un 41 % de efectividad. Sin embargo, uno de sus talones de Aquiles estaba en el rebote. Baskonia no ganaba en Lombardía desde el año 2012. También llevaba muchos años sin vencer en El Pireo y este año lo ha conseguido. “El objetivo de este equipo es ganar las dos competiciones en las que juega”, aseguró Ivanovic hace unos días. “Algunos jugadores se lo creen y otros no”, añadió.

Henry y Dragic saltaron en el quinteto inicial pero Polonara ni siquiera se vistió de corto por molestias en un tobillo. Los vascos comenzaron mejor (0-6 inicial) pero Shields encadenó 7 puntos consecutivos y puso a los suyos por delante. Milán tardó casi 3 minutos en conseguir la primera canasta pero luego cogió la directa. Baskonia dominaba rebote, se ponía las botas en asistencias pero cometía muchas pérdidas, tanto con Henry como con Vildoza. Fall tuvo un buen momento en el poste bajo pero un triple in extremis de Sergio Rodríguez salvó el primer periodo de los lombardos. También ayudó a ello Datome.

TD Systems llevó la iniciativa en todo el segundo cuarto gracias a los robos de balón. Siempre muy atento a las líneas de pase y metiendo buenas manos estuvo a punto de marcar una diferencia de 10 puntos, pero no llegó por poco (24-32, min. 14). Fue cuando despertó Punter, que encadenó 7 puntos consecutivos, bien asistido por el Chacho y Delaney. Jekiri se hizo daño y tuvo que marcharse al banquillo pero Henry comenzó a hacer diabluras y, gracias a un triple final de Peters, Baskonia se marchó a los vestuarios con un destacable 41-45. O lo que es lo mismo, una proyección de terminar con 90 puntos al final del compromiso.

El conjunto vitoriano mejoró aún más en el tercer tiempo y se llegó a poner 10 arriba con el 45-55. Ivanovic dispuso un quinteto con dos bases, los dos lituanos y Fall en la pintura y le salió bien. Dragic llevaba 15 puntos en el ecuador de ese cuarto pero el Chacho y Datome empezaron a crear peligro y los vitorianos se marcharon a los diez últimos minutos con 6 puntos de diferencia. Si no fuera por las pérdidas y algunas defensas flojas, se podría decir que el partido marchaba por las directrices soñadas.

Messina vio que la diferencia no se reducía y decidió colocar una zona 3-2 a la que respondió inmediatamente Vildoza con un triple. Los visitantes llegaron a colocarse 16 puntos arriba con el 63-79. Quedaban casi 5 minutos y parecía que todo estaba resuelto pero a Milán no hay que darle nunca por descartado y, con su zona -que se le acabó atragantando a los vascos- y acierto en ataque llegaron a ponerse 79-81 a falta de 31 segundos. Fue cuando Henry se sacó un as de la manga, hizo una gran penetración y acabó sacando un 2+1 definitivo.

El Baskonia logra algo de paz con su victoria ante el Tenerife

Tenerife se plantó en Vitoria con las bajas de Marcelinho, Fitipaldo, Doornekamp, Bogris y Todorovic. De hecho, el único base que tenía Vidorreta era Álex López. Faltando dos minutos para el descanso ya llevaba tres faltas personales por lo que hubo que tirar de Salin o Butterfield como directores de juego.

El primer jugador que tomó protagonismo en anotación fue Peters. Curiosamente, Giedraitis no salió en el quinteto inicial y empezó a participar en el partido en el minuto 5. Shermadini tuvo una tarde gris, con números inéditos para él, pero salió al rescate un gran Fran Guerra. Faltando dos minutos para el final del primer cuarto, regresó también Santi Yusta que llevaba lesionado desde el mes de marzo. Lo primero que hizo fue meter un triple.

Sedekerskis cogió protagonismo al comenzar la segunda entrega. Los canarios estuvieron casi 4 minutos sin anotar (30-25, min. 16) porque, a pesar de ser el mejor equipo en tiros triples de la competición, firmaba un mal porcentaje. Cuando las cosas se iban poniendo muy feas, hubo un arreón de Iberostar (con un parcial de 1-10) y el luminoso volvió a equilibrarse.

Polonara se lesionó en el tercer cuarto porque se dobló el tobillo y estuvo bastante tiempo fuera del partido. Baskonia concedía muchos tiros abiertos y, por ejemplo, Sergio Rodríguez se aprovechó de esa circunstancia. Vildoza cogió ritmo en los últimos minutos del tercer periodo, aprovechando también la cuarta falta de Álex López, y ese cuarto terminó con un 62-56.

Fall fue el principal artillero en el inicio de la última entrega. TD Systems llegó a ponerse 11 puntos arriba con el 69-58. Pero Tenerife volvió al choque y, gracias a su rebote ofensivo, se volvió a acercar en el marcador. Guerra se hizo daño en el pie y Shermadini tuvo una mala tarde por lo que Baskonia cerró el partido -jugando con dos bases para controlar el tempo del choque- y ganó al segundo clasificado de la Liga ACB.