Kubo cumple su sueño a medias

Kubo cumple su sueño a medias
https://as00.epimg.net/futbol/imagenes/2021/09/20/primera/1632144238_850756_1632144461_miniatura_normal.jpg

Takefusa Kubo (20 años) sigue siendo un futbolista sobre el que el Madrid tiene grandes esperanzas puestas. La dirección deportiva no le pierde la pista, en este caso en Mallorca, y siguen su evolución partido a partido. La decisión de que volviese a la isla se tomó para que jugase allí todos los minutos posibles, y así está sucediendo. Suma ya 370 minutos de juego y ha sido titular en cuatro de las cinco jornadas que llevamos de Liga. Todo un éxito teniendo en cuenta, además, que los resultados están siendo favorables. Los de Luis García Plaza llevan dos victorias, dos empates y una derrota, un balance muy positivo para un recién ascendido.

Este miércoles, Kubo vuelve a casa. El Mallorca visitará al Madrid a las 22:00 (Movistar LaLiga) con la intención de dar el gran golpe en casa del líder. Será un día especial para Take, que si todo marcha según lo previsto, disputará sus primeros minutos en el Santiago Bernabéu. Antes de la pandemia jugó contra el Madrid, pero como local en Son Moix. Una vez empezó, se ha enfrentado hasta en cuatro ocasiones más contra los blancos, pero siempre que lo ha hecho como visitante ha sido en Valdebebas. El miércoles será la sexta vez que juegue contra ‘su’ equipo desde que fue fichado en agosto de 2019 procedente del Tokyo FC.

La primera vez que lo hizo fue en octubre de aquel año. Ha sido la única vez que ha conseguido la victoria: 1-0 con gol de Lago Júnior. Kubo jugó 30 minutos. Esa misma temporada, tras el confinamiento, visitó Valdebebas y completó los 90′, aunque su equipo cayó 2-0. El curso siguiente salió cedido al Villarreal, donde tuvo poco protagonismo. Con el Submarino Amarillo jugó contra el Madrid (1-1), pero apenas estuvo sobre el campo un minuto. Esa cesión no salió bien y en enero cambio de equipo: firmó por el Getafe. Como no había terminado la primera vuelta, pudo enfrentarse contra los blancos en dos ocasiones más. En Valdebebas ganaron 2-0 y jugó 35 minutos y en el Coliseum Alfonso Pérez empataron a cero y Take no salió del banquillo.

Kubo vive con mucha ilusión esta primera visita al Bernabéu. Su idea y lo que planeó con el Madrid fue quedarse en el club esta temporada, pero los problemas para conseguir la nacionalidad española de Vinicius y la falta de espacio en la plantilla han provocado que fuese imposible. Sin embargo, espera tener la oportunidad de vestir de blanco en la 2022-2023. Lucirse en el partido del miércoles puede ser el primer paso para conseguirlo.