Dos huesos para Madrid y Barça en los cuartos de la Copa del Rey

La Copa del Rey es el torneo por excelencia del baloncesto español. Los ocho mejores equipos de la primera vuelta se enfrentan durante cuatro días en partidos a vida o muerte por el segundo título de la temporada en una única sede. ¿Se puede pedir algo más? Sí, unos cruces de cuartos como los sorteados ayer por Sitapha Savané y Amaya Valdemoro en el WiZink Center de la Comunidad de Madrid, sede del torneo del 11 al 14 de febrero. El único pero en esta edición: la ausencia de las ocho hinchadas, la gran salsa copera, por culpa del coronavirus.

El Real Madrid, actual campeón y rey de Copas (28) se medirá con el Valencia, el rival más duro fuera de los cabezas de serie. Los taronjas, campeones en 1998 bajo la batuta del recientemente fallecido Miki Vukovic, enlazan la mejor racha de la ACB en estos momentos con nueve victorias seguidas.

Los blancos disputarán este primer cruce el jueves 11 (21:30, #Vamos) por ser campeones de invierno. Esto les permitirá, si avanzan, tener un día más de descanso antes de las semifinales del sábado 13. “Nos ha tocado el peor rival posible”, asegura Alberto Herreros, director deportivo del Real. “Es un reto complicado”, continúa Chus Mulero, su homólogo valenciano. El cruce entre el Iberostar Tenerife y el Hereda San Pablo Burgos, que debuta en el torneo, abre el primer día (18:30, #Vamos). Son los dos únicos equipos de los ocho clasificados sin Copa. Los otros seis acumulan el 82,1% (69 de 84) de las disputadas.

El segundo turno, el del viernes 12, comienza y se cierra fuerte. Primero, con el TD Systems Baskonia-Joventut (18:30, #Vamos), reedición de los cuartos de 2019, que ganó la Penya con una monstruosa actuación de Nicolás Laprovittola: 36 puntos (8/11 en triples), 4 rebotes y robos y 7 asistencias para 50 de valoración (récord del torneo). Los vascos vuelven a la Copa tras su sonora ausencia del pasado curso. Entre los dos conjuntos suman 14 trofeos: 8 los de Badalona y 6 los vitorianos.

Y, después, el otro gran duelo de cuartos, Barça-Unicaja (21:30, #Vamos). Es la segunda oportunidad para que el proyecto de Jasikevicius obtenga su primer título tras fallar en la Supercopa de Tenerife. También de Mirotic de inaugurar su palmarés como azulgrana después de quedarse a la puertas en la fase final de Valencia y en Canarias. “Nos ha tocado un rival duro”, subraya Jasikevicius, presente en 3 de las 25 Copas culés. “Debemos afrontar el duelo sin presión”, señala Manolo Rubia, director deportiva de los cajistas, campeones en 2005.

Antonio Martín: “Va a ser un espectáculo, no tengo dudas”

“Es especial celebrar en un año tan distinto la Copa del Rey. Muchísimas gracias al Ayuntamiento y a la Comunidad, porque no es fácil apoyar cuando todo no va bien. Es de agradecer el esfuerzo que han hecho. Y también lo que están haciendo los clubes para aguantar, que es muy complicado. La Copa del Rey ofrece el mejor baloncesto y eso no va a cambiar. Va a ser un espectáculo, no tengo dudas ni estoy preocupado”, comentó Antonio Martín, presidente de la ACB.

“Para Madrid es muy importante. Nos hace especial ilusión porque somos una ciudad castigada durante todo el último año. El deporte es una escuela de vida saludable y somos una ciudad muy deportiva. Es una escuela de valores, de vida… Siempre apoyaremos los grandes eventos y los que no son tan grandes. A nivel de imagen también es importante, para transmitir la imagen de esta maravillosa ciudad en la que vivimos”, añadió José Luis Martínez-Almeida, alcalde de Madrid.

Por último tomó la palabra Ignacio Aguado, vicepresidente y consejero de deportes de la CAM. “Vivimos tiempos especialmente difíciles. A pesar de las dificultades, hemos conseguido que Madrid vuelva a ser la sede de esta Copa del Rey. Nos ayudará a evadirnos y el poder ser el km 0 del deporte nacional y del basket… es muy importante para nosotros. Trabajo para ello. Esta instalación es la mejor del mundo para organizar espectaculos deportivos y eventos deportivos”.

Tenerife-Burgos: un debut contra la pareja Huertas-Shermadini

El San Pablo Burgos se estrena en la Copa en su cuarta campaña en la élite del baloncesto español y lo hace ante un Iberostar Tenerife, que está rindiendo a un gran nivel y se codea con los grandes. Fitipaldo se mide con sus ex y Kravic jugó uno de sus mejores partidos del curso ante Shermadini.

Iberostar Tenerife

El Iberostar se ha ganado a pulso dejar de ser considerado el equipo revelación de la Liga Endesa. En Tenerife se están haciendo las cosas muy bien y se ha acostumbrado a codearse con los equipos de la Euroliga. Las piezas han encajado bien en un equipo dirigido por Txus Vidorreta, el que mejor conoce a Marcelinho. Tyler Cavanaugh, Bruno Fitipaldo y Aaron Doornekamp han subido el nivel de un equipo que quiere dar la sopresa en Madrid. Por ahora, su techo son las semifinales.

Lo mejor del Iberostar Tenerife

En 2019 el Iberostar vivió una auténtica revolución y cambió a todo el equipo (el veterano era Gielo, que había disputado sólo un partido), pero le salió bien. Marcelinho y Shermadini pueden ser una de las parejas que mejor se entienden de toda la Liga Endesa y el georgiano está haciendo méritos para ser el MVP de la temporada. El equipo que más anota esta temporada (88,32) y uno de los mejores en el tiro de tres.

Lo peor del Iberostar Tenerife

Una plantilla algo más corta que la de otros equipos y que depende mucho de la conexión de sus bases (Marcelinho y Fitipaldo) con Shermadini. Si el georgiano está bien vigilado, al Iberostar le cuesta más encontrar otras opciones. Santi Yusta acaba de volver: el gallego pasó por quirófano en febrero y llevaba casi diez meses sin jugar. Los grandes se le atragantan: ha perdido contra Barça, Madrid y Baskonia este curso.

Hereda San Pablo Burgos

La ilusión en esta Copa la pone el Hereda San Pablo Burgos, que se estrena en la competición. El equipo castellanoleonés confió en 2019 en Joan Peñarroya y le ha salido bien. En su cuarto año en la élite ha estrenado su palmarés (ganó la Champions a principios de octubre) y a punto estuvo de meterse entre los cabezas de serie en este torneo. Un equipo sin grandes nombres, pero que se ha engrasado a la perfección.

Lo mejor del Hereda San Pablo

Llegan a la Copa sin ningún tipo de presión y con el recuerdo de la fase final de Valencia (se metieron en semifinales) aún fresco. Omar Cook es uno de los mejores pasadores de la Liga Endesa y el Burgos presume de buenos tiradores (McFadden, Renfroe…) y de guerreros, con Jasiel Rivero y Vitor Benite a la cabeza.

Lo peor del Hereda San Pablo

Nunca ha estado en la Copa del Rey y la inexperiencia en este torneo se suele pagar. Depende bastante de su tiro exterior (de los equipos que más tira de tres), así que parte de sus opciones estarán en cómo se levanten sus exteriores. Su juego interior es algo corto, más aún tras la marcha de Huskic y la llegada de Salash, en plena adaptación.

Baskonia-Joventut: Ivanovic quiere repetir en la Copa

El Baskonia hizo una encuesta minutos antes del sorteo y la afición prefería al Joventut al resto de rivales. Un lobo con piel de cordero. En la Copa, la Penya suele subir prestaciones y su plantilla es la más compensada en años. El Baskonia lleva 11 años sin alzar este título (Madrid 2009), pero la última vez que lo logró fue en Madrid y con Ivanovic en el banquillo.

TD Systems Baskonia

Al Baskonia, con Dusko Ivanovic en el banquillo, hay que meterlo siempre en todas las quinielas. El montenegrino le ha devuelto el carácter Baskonia a un equipo que dio la campanada en la fase final de Valencia, pero que en la Copa estará algo más desubicado sin su afición, que suele llenar las gradas, sea donde sea el torneo.

Lo mejor del TD Systems Baskonia

Un equipo con corazón y que, por ahora, no ha echado en falta muchísimo a Tornike Shengelia, el que mejor ha encarnado ese carácter Baskonia en los últimos tiempos. Rokas Giedraitis es uno de los mejores aleros de Europa, Achille Polonara ha dado un paso al frente y Alec Peters se va encontrando poco a poco más cómodo. Un Baskonia con los roles más repartidos y en el que cada uno tiene su momento.

Lo peor del TD Systems Baskonia

Raieste, Kurucs y Sedekerskis han subido al primer equipo, pero tienen poco protagonismo, lo mismo que Ilimane Diop. Por lo tanto, Ivanovic cuenta con una plantilla corta en la que algunos jugadores acumulan muchos minutos. A veces se echa en falta un jugador franquicia que se eche el equipo a la espalda.

Joventut de Badalona

La Penya presenta la plantilla más compensada de los últimos años, en los que había apostado por un tirador (primero Laprovittola y después Prepelic), que acaparaba mucho el juego. Xabi López-Arostegui es la nueva perla de una cantera de la que salió Pau Ribas, uno de los regresos más sonados del verano. El plus en el juego interior lo ha puesto otro exazulgrana, Ante Tomic, que está rindiendo a un gran nivel.

Lo mejor del Joventut de Badalona

Ante Tomic y Vladimir Brodziansky forman una buena pareja en el juego interior. Xabi López-Arostegui se ha eregido como el líder ofensivo en el juego exterior (12,8 puntos y un 42,3% en triples) junto a otro español, Ferrán Bassas. Un equipo más coral y menos dependiente de un solo jugador.

Lo peor del Joventut de Badalona

El Joventut comenzó muy bien la temporada, pero ahora muestra luces y sombras (cinco derrotas en los últimos seis partidos de la Liga Endesa). Una plantilla joven, que paga a veces su inexperiencia. Shawn Dawson todavía está a medio gas tras vivir una auténtica pesadilla con las lesiones.

Barça-Unicaja: la urgencia de un equipo plagado de estrellas

En más de un lustro, el Barça sólo ha logrado dos títulos (las Copas del Rey de 2018 y 2019) y se presenta en esta edición con urgencias. El Unicaja, en cambio, lo hace con muchas dudas y en plena crisis de resultados (seis tropiezos en siete partidos).

Barça

El Barça afronta, algo necesitado, esta Copa del Rey. En el verano de 2019 el club hizo un gran desembolso económico (Higgins, Mirotic, Davies…) que, por ahora, no ha levantado ningún título. Pero el Barça ha enderezado un poco el rumbo, una vez superado el culebrón Heurtel, que se mantiene apartado del equipo. En su lugar ha llegado otro francés, Leo Westermann, al que Jasikevicius conoce bien de su etapa en el Zalgiris.

Lo mejor del Barça

Por talento, pocos equipos se pueden equiparar al Barça en estos momentos. Con Mirotic a la cabeza, el equipo azulgrana presume de juego ofensivo, pero donde puede marcar la diferencia es detrás, como demosotró ante el CSKA en Moscú. Abrines ha renacido de la mano de Jasikevicius y el equipo puede crecer a corto plazo con la vuelta de Brandon Davies y la recuperación de Víctor Claver.

Lo peor del Barça

Este Barça ha sido capaz de lo mejor, pero también de lo peor esta temporada, con auténticas desconexiones. Westermann aún no está integrado, aunque Hanga ha demostrado ser un buen relevo de Nick Calathes en la dirección. Con muchos problemas de lesiones, aún no hemos visto a este Barça completo.

Unicaja

No está siendo un curso fácil para el Unicaja, el último en clasificarse para esta Copa del Rey. El año pasado febrero jugó la final, pero llegó al torneo de rebote (como anfitrión y noveno clasificado tras la primera vuelta) y no ha comenzado bien el nuevo año (cuatro derrotas seguidas en ACB y seis en los últimos siete partidos).

Lo mejor del Unicaja

La importancia del jugador nacional en el equipo. Jaime Fernández ha estado entre algodones, pero Alberto Díaz, Darío Brizuela y Francis Alonso tienen mucho peso en el equipo. Este último se ha afianzado como uno de los mejores tiradores nacionales de la competición: promedia un 47% en tiros de tres puntos.

Lo peor del Unicaja

Luis Casimiro ha despertado algunas dudas entre la afición malagueña y el Unicaja no se reforzó mucho este verano (los fichajes llegaron durante el curso 2019-20), sólo llegó Tim Abromaitis. Bouteille no está al nivel del Bilbao Basket y el Unicaja ya ha acudido al mercado este año: Frankie Ferrari.

Madrid-Valencia: choque de titanes entre Tavares y Dubljevic

El Real Madrid no tuvo fortuna en el sorteo. Al líder, tras la primera vuelta, le ha tocado un Valencia Basket crecido (nueve victorias seguidas en la Liga Endesa) y que seguramente acabará entre los cuatro primeros esta temporada. El morbo lo pone Alberto Abalde, que abandonó el equipo taronja este verano rumbo al Madrid. Prepelic hizo el camino contrario, pero en la casa blanca no contaban con él. En los tres precedentes, triunfo madridista.

Real Madrid

El Real Madrid defiende el título logrado en Málaga, con un equipo casi idéntico aunque con un gran ausente: Facundo Campazzo, que puso rumbo a la NBA en diciembre. A pesar de que la marcha del argentino abrió un debate sobre la necesidad de reforzar el puesto de base (Heurtel era el elegido), el Madrid decidió acudir al mercado en busca de un pívot —poco después de la lesión de Anthony Randolph— para dar descanso a Walter Tavares. El elegido fue Alex Tyus.

Lo mejor del Real Madrid

El Madrid se conoce de memoria y suele crecerse en los momentos importantes. Tavares es el pívot más dominador de Europa y marca las diferencias. El fichaje de Alberto Abalde ha sido todo un acierto y la vieja guardia tiene momentos de gran inspiración. La marcha de Campazzo sirvió como revulsivo para un equipo en el que muchos han dado un paso al frente.

Lo peor del Real Madrid

A pesar del fichaje de Alex Tyus, el juego interior del equipo blanco se queda un poco corto, con la lesión de Anthony Randolph y el rol tan secundario de Felipe Reyes. Tavares está exprimido y tiene momentos en los que se le nota ese cansancio. La dirección, con un Laprovittola que ha pasado de buscar equipo en verano a base titular del equipo y un jovencísimo Carlos Alocén, también puede generar algunas dudas.

 Valencia Basket

El Valencia Basket no comenzó muy bien el curso nacional. Aunque en la Euroliga firmó su mejor arranque de siempre (7-3), en la Liga Endesa las cosas no marchaban tan bien y se ha metido en la Copa del Rey tras un buen sprint final (nueve victorias seguidas). Una plantilla muy potente, que se ha reforzado bien este verano, y que aspira a dar un pasito más este curso. La Copa, la primera oportunidad de hacerlo.

Lo mejor del Valencia Basket

Ha acertado con los fichajes. Kalinic es uno de los aleros más seguros de Europa y Prepelic les ha sacado las castañas del fuego ya en alguna ocasión. Dubljevic continúa siendo el corazón de un equipo con un juego interior muy potente (Labeyrie, Tobey…). Y este verano también ha mirado al futuro con la llegada de un talento como Jaime Pradilla, con minutos en el equipo.

Lo peor del Valencia Basket

Las lesiones han sido una pesadilla para Jaume Ponsarnau, que perdió a principios de temporada a Marinkovic y tampoco ha podido contar con Joan Sastre durante buena parte del curso. Derrick Williams llegó para ser un referente, pero ha generado algunas dudas en este inicio de la campaña. Demasiado intermitente.

Copa del Rey ACB 2021: ya se conocen los ocho clasificados

La victoria del Barça en la pista del Baxi Manresa (76-99) le entregó la última plaza para la Copa del Rey de Madrid al Unicaja, que debería perder por 75 puntos para estar fuera. Algo imposible. De haberse dado un triunfo local en este partido, los de Luis Casimiro deberían haber ganado este domingo al TD Systems Baskonia para clasificarse para la cita del KO. Algo que ya no será necesario.

El equipo malagueño, que el año pasado disputó la Copa del Rey como anfitrión (era noveno al cierre de la primera vuelta y dejó fuera al San Pablo Burgos), estará en un torneo que se disputará en el WiZink Center de Madrid del 11 al 14 de febrero y en el que también pelearán por el título el Real Madrid, el Iberostar Tenerife, el Barça, el TD Systems Baskonia, el Hereda San Pablo Burgos, el Valencia Basket y el Joventut.

Una plaza de cabeza de serie, en el aire

Ya se conocen tres de los cuatro cabezas de serie del sorteo, que será el próximo 18 de enero. Son el Real Madrid, el Iberostar Tenerife y el Barça. La última plaza dependerá de lo que pase en el Unicaja-Baskonia de este domingo (18:30, #Vamos). Si gana el Baskonia, la plaza será suya; si no, el cuarto puesto será para el Burgos tras su triunfo frente al Coosur Betis (76-85).

El criterio de clasificación durante la pandemia

En una temporada tan golpeada por el coronavirus y con muchos partidos aplazados, los clubes decidieron que los equipos clasificados para la Copa del Rey serían los que mejor porcentaje de victorias tuvieran el 10 de enero. En caso de empate, quedaría primero los que tuvieran un mejor average.