Fernando Cáceres volvió a casa

Fernando Cáceres regresó a casa después de que el pasado 6 de enero tuviera que ser inducido al coma farmacológico tras sufrir convulsiones debido a la medicación que toma de forma habitual.

El ‘Negro’ estaba ingresado en el Instituto Güemes de Haedo, en la ciudad de Buenos Aires, y su propia mujer, Cynthia Mussa, dio la buena noticia a través de las redes sociales junto a una fotografía de ambos: “Gracias a Dios en casa”. 

Cabe recordar que Fernando Cáceres, surgido de la cantera de Argentinos Juniors y con pasado en River Plate y Boca Juniors en la década de los 90 antes de hacerse uno de los mejores defensas de la Liga española (jugó en el Valencia, Celta y Córdoba antes de regresar a Argentina) fue tiroteado en el año 2009 tras ser asaltado para robarle el coche.

Pese a sobrevivir al ataque, una de las balas que recibió quedó alojada en su cabeza, estando varios años en silla de rudas y perdiendo un ojo debido a las heridas.

El gobierno de Parejo y la tendencia a mirar en LaLiga

El poder es él

No hay equívocos con Dani Parejo, reacio al sensacionalismo futbolístico y cuyo efecto en el juego de su equipo es único. Lo fue en el Valencia y lo es ahora en el Villarreal. La goleada al Celta, huérfano tanto sin Iago Aspas como sin Renato Tapia, alude a la orden y visión del medio centro, impagables su capacidad de asociación (73 pases buenos) y gestión en el trabajo defensivo (10 recuperaciones). Como su hechizo con Gerard Moreno, instantáneo desde el primero día. Parejo fue la autoridad en el campo y su actuación constituyó la dictadura del talento. En él conviven elementos aparentemente antitéticos como la elegancia y el control. Su fútbol, en definitiva, transmite una credibilidad al alcance de muy pocos. A sus 31 años, nunca ha disputado una gran competición con España. La potestad creativa que exhibe demanda hoy una oportunidad.

Papel cambiado

Otros jugadores ejercen una influencia similar desde lugares distintos. El lucimiento de En Nesyri frente a la Real Sociedad recolectó todo tipo de alabanzas, muy merecidas, pero camufló la enérgica actuación de Fernando (33 años). Estuvo inconmensurable. Lopetegui desencadenó al centrocampista brasileño en la presión con el propósito de trabar la construcción realista. El sentido posicional y reflejos en la anticipación de Fernando hicieron el resto, con un protagonismo destacado en los dos primeros goles del Sevilla. Se le vio ocupar espacios más adelantados que en otros partidos e incluso invadió el área contraria. El jugador que acostumbra a equilibrar al Sevilla amplió el catálogo de sus funciones.

La idoneidad

El regreso a la victoria del Cádiz señaló la importancia del Choco Lozano (27 años) en la estrategia de Álvaro Cervera. No hay delantero más adecuado para interpretar lo que quiere el entrenador cadista. El nivel de aceleración a campo abierto, el olfato para atacar los centros y la disposición para la pelea encajan como un guante con la propuesta del Cádiz. La confluencia de estas cualidades quedó demostrada ante el Alavés: gol, asistencia, 35 toques… Y la expulsión de Tachi. Pero no se trata de un simple partido, su incidencia va más allá. En un equipo hecho para las transiciones y las acometidas por las bandas, el hondureño emerge como el jugador ideal para este estilo.

Ganar desde lejos

El respiro del Valencia en Valladolid llegó de una forma poco habitual. El disparo desde fuera del área de Carlos Soler, con la colaboración inexcusable de Masip, alivió la delicada situación del conjunto de Javi Gracia. No es que fuera extraño que el Valencia ganara, sino el cómo. Cada vez se ven en LaLiga menos lanzamientos desde larga distancia. Es esta la temporada que menos remates desde fuera del área se producen, sin llegar a los ocho por encuentro. La cifra responde a una tendencia descendente e imparable desde la 2005-06, curso que deparó 13 disparos de media en este apartado. Ahora se ve un gol de este tipo cada cuatro partidos. El hecho en sí se ubica en la línea de burocratización del fútbol, cada día más metódico, donde la espontaneidad y la calidad individual han sido relegadas. Convendría no acotar tanto la inspiración individual. Que se lo digan a Soler y al Valencia.

Carvajal, cumpleaños sin Supercopa ante el Athletic

Dani Carvajal ha cumplido hoy 29 años con un sabor agridulce. El lateral internacional del Real Madrid no podrá ayudar a sus compañeros este jueves en Málaga ante el Athletic de Bilbao, como era su deseo. El dueño de la banda derecha del proyecto de Zidane (aunque Lucas Vázquez se ha convertido en un relevo de lujo en esa posición) sufrió hace diez días ante el Celta un pinchazo que le hizo pedir el cambio. Como el árbitro le mostró la amarilla por creer que estaba perdiendo tiempo, al suponer la quinta tarjeta y un partido de sanción se pensó que era una estrategia para limpiarse y poder ayudar con tranquilidad al equipo en los próximos compromisos ligueros. Se sabía que era baja forzosa en Pamplona y no se le dio más importancia. Pero las molestias musculares de Carvajal siguieron y, aunque no ha habido parte médico, fuentes del club confirman que tienen una pequeña lesión y que no viajará a Málaga para la semifinal de la Supercopa de este jueves en La Rosaleda (21:00). Lo que no queda claro es si podría forzar para viajar ante una hipotética final con Barcelona o Real Sociedad, que se jugaría en La Cartuja de Sevilla el próximo domingo. En cualquier caso y teniendo en cuenta que el canterano se pasó la semana pasada recuperando en el gimnasio y que la nieve le ha impedido ir a Valdebebas estos días, parece poco probable que pueda forzar ante el riesgo de tener un problema mayor. El mayor problema de Carvajal están siendo precisamente las lesiones. El pasado 2 de octubre se rompió el ligamento lateral interno de su rodilla derecha y se pasó casi dos meses de baja. Zidane pudo resolver su ausencia con Lucas Vázquez y, en alguna ocasión, con Nacho. Los dos cumplen con garantías.

Pero lo sorprendente es que Álvaro Odriozola, el suplente natural de Carvajal en la plantilla, no ha jugado un solo minutos desde el 30 de septiembre. Costó en el verano de 2018 un total de 30 millones de euros y su presencia ha sido casi testimonial. Zidane no cree en él y ya hace un año le dejó irse cedido al Bayern Múnich al no tener minutos, pero tampoco jugó apenas en la capital bávara. De hecho, Marcelino está interesado en incorporarlo a su nuevo proyecto en el Athletic y el Madrid no lo vería con malos ojos. En el Madrid, con Zidane, no va a jugar. Aparte de Carvajal, Lucas y Nacho, Zizou hasta ha aprobado ahí a Militao…

De lo que no cabe duda es que Carvajal ha ganado mucho peso en este Real Madrid. Su liderazgo se ha extrapolado también al vestuario, donde es de las voces más autorizadas. Su situación, además, es muy sólida, dado que recientemente ha renovado hasta el año 2025, por lo que junto a Casemiro es de los pocos jugadores que han logrado superar de momento el problema económico generado por la pandemia al asegurarse su continuidad en el club a largo plazo. Carvajal lleva ya 290 partidos con la camiseta del Real Madrid, añadiendo 7 goles (el del derbi ante el Atleti habría que dárselo a él por su chutazo imponente desde la frontal del área) y 47 asistencias. También es un fijo con la España de Luis Enrique. Lesiones aparte, Carvajal está en su mejor momento profesional (su valor en Transfermarkt está en 40 millones de euros) y personal (fue papá por primera vez el pasado 9 de diciembre).

 

 

Emre Mor lanza su enésimo dardo encriptado

Emre Mor vuelve a las andadas. Después de generar expectativas sobre su recuperación futbolística el pasado verano, el extremo turco no ha dado señales de vida en toda la temporada. A su pésimo rendimiento hay que unir los numerosos problemas físicos que le han impedido jugar varios partidos durante esta temporada. El colmo de su desastre se vivió en Ibiza, donde no fue capaz de sobresalir ante un equipo de Segunda B y aún por encima se enfadó cuando le sustituyeron.

Después de ese fraudulento encuentro, el Chacho no le dio ni un minuto en el duelo ante al Villarreal. Pese a que el Celta tenía las bajas de Aspas y Nolito, el técnico argentino apostó antes por un jugador del filial, como Alfon, que por el internacional otomano.

Esta decisión parece haber hecho explotar a Emre Mor, quien en las últimas horas ha publicado el siguiente mensaje en su cuenta de Instagram: “Cuando un león quiere ir a algún lado, no le preocupa cuántas hienas hay en el camino”. El turco no señala a quién va dirigido este encriptado dardo. Todo hace indicar que puede ser hacia su entrenador, pero también puede ir dirigido a la Prensa, a la afición, a la directiva o incluso a sus propios compañeros. Hasta es posible que Emre Mor haya atacado a todos ellos. Lo que está claro es que el suyo es un caso perdido.

Huracán amarillo en Vigo

El Celta no volvió de Ibiza. Sigue allí, de verbena. Por eso no se presentó a jugar ante el Villarreal, que aprovechó la incomparecencia para darse un festín. A la media hora ya iban ganando 0-4 y ni siquiera habían sudado. Coudet bufaba en su área técnica. Emery estaba tranquilo, lo nunca visto.

Apenas tardó cinco minutos el equipo castellonense en abrir la herida celeste. Un mal control de Denis fue suficiente para que Parejo filtrara un balón entre los centrales. Allí estaba Gerard Moreno para fusilar. La zaga olívica fue una cabalgata estática en todo momento. Ni a balón parado estaban pendientes del que tenían a lado. Así ni se enteraron de la jugada ensayada que montaron los de Emery en un saque de esquina. Cuando se dieron cuenta Fer Niño ya estaba rematando. No entró por centímetros.

El segundo tanto fue un resumen perfecto del partido. Error de Rubén en la salida de balón y entre Trigueros y Moi Gómez dibujan el tanto en un santiamén, mientras los de azul se dedican a mirar, cual mero espectador en su sofá. El tercero llegó poco después en una falta lanzada por Parejo. No hizo falta que ningún compañero rematase, porque nadie del Celta supo despejar y el balón acabó en la red. Y para rematar una primera media hora de escándalo, Fer Niño firmó el cuarto tras una gran asistencia de Gerard Moreno. El área técnica de Coudet fue su zulo particular. Era un león enjaulado que necesitaba desatar su ira ante unos pupilos que le habían dejado en evidencia.

Sin más daño. Los dos equipos firmaron al descanso un acuerdo tácito de no agresión, por lo que la segunda parte fue un auténtico trámite en el que el Villarreal no quiso hacer más sangre, mientras que el Celta se conformó con no sufrir una humillación aún mayor. El Villarreal asciende hasta la tercera plaza y el equipo vigués entra en crisis al sufrir su tercera derrota consecutiva, con once goles en contra en los tres últimos encuentros y una imagen indecente.


Coudet: “En quince minutos se acabó el partido”

El argentino Eduardo Coudet no escondió su enfado por la contundente derrota de su equipo ante el Villarreal, en un duelo en el que cometieron “tres errores muy groseros” en el primer cuarto de hora que resultaron determinantes.

“Ahí se terminó el juego. En el minuto 15 ya no había más partido con el 0-3 ante un rival de esta jerarquía, que con cinco tiros nos hizo cuatro goles. Por eso, se me hace difícil hacer un análisis futbolístico”, comentó el entrenador del Celta de Vigo.

Reconoció que a su equipo le cuesta generar “situaciones de riesgo” sin Iago Aspas y Nolito, por eso volvió a mandar un mensaje a la directiva de que necesitan reforzar la plantilla para no sufrir.

“Este partido nos marca un poco la realidad, la diferencia que tenemos con un rival de Europa”, lamentó Coudet, quien, pese a todo, insistió en que su equipo necesita ser “más competitivo” y “más inteligente” aunque tenga bajas tan importantes.

“Siempre que no contemos con Iago lo vamos a sentir, es el jugador más determinante que tenemos. Tampoco el Barcelona es el mismo con Messi que sin Messi. Pero no nos podemos quedar con eso”, reiteró. -EFE


Emery: “Pelearemos la Champions a los favoritos”

Unai Emery, entrenador del Villarreal, no escondió su enorme satisfacción por el contundente triunfo de su equipo ante el Celta (0-4), en un “gran partido” de su equipo, al que ve capacitado para pelear una de las cuatro plazas de Liga de Campeones a los que, a su entender, son los favoritos: Real Madrid, Barça, Atlético y Sevilla.

“Nuestro objetivo es estar en puestos europeos sabiendo que hay unos favoritos. Será difícil pero nosotros seguimos con la regularidad que nos permite estar en esa lucha”, comentó Emery, para quien su equipo hizo un partido “casi perfecto” ante un Celta que venía “en una muy buena dinámica” con Coudet.

“Hoy hemos hecho cosas muy bien que antes no lográbamos: tener posesión, pero a su vez presionar como un equipo que juega al contragolpe. A partir de ahí, es cierto que la pelota ha sido más suya que nuestra, pero hemos estado cómodos por la venta del rival”, apuntó. Sobre el debut liguero del francés Capoue, dijo que “lo ha hecho muy bien, ha sido una ocasión de mercado muy bonita y con él ganamos tranquilidad, pero Juan Foyth por ejemplo también lo ha hecho muy bien cuando ha jugado ahí. -EFE

Eusebio sale del coma inducido

Eusebio Sacristán ha salido del coma inducido en la tarde de este viernes, según ha informado El Norte de Castilla. El exjugador ya reconoce a las personas de su alrededor, después de permanecer varios días en este estado tras sufrir un coágulo el pasado 30 de diciembre.

Entonces fue sometido a una operación de urgencia en el Hospital Clínico de Valladolid para rebajar la tensión intracraneal que sufría tras una caída en un establecimiento hostelero. Desde entonces, permanecía en coma inducido.

Siempre según la información de El Norte de Castilla, los médicos apuntan a que todavía queda mucho camino por recorrer para una recuperación total. Eso sí, ya se han superado los dos momentos más críticos: la intervención y la salida del coma inducido.

Ahora, los doctores deben estudiar los daños neurológicos que ha provocado el traumatismo y el edema cerebral que se haya podido provocar. Por ello, el exfutbolista permanecerá ingresado todavía un tiempo en el hospital.

Gerard, en la casa de Aspas

Seguro que Luis Enrique tenía marcado en rojo el duelo de esta noche en su calendario de seleccionador (sigue el partido en directo en AS.com). Porque hoy era el día para ver frente a frente a los dos mejores delanteros españoles del momento, por no decir de los últimos años. La batalla de las zurdas prodigiosas de Aspas y Gerard Moreno se presentaba como un duelo épico. Sin embargo, no será posible por la baja de Iago Aspas, que deja huérfano a un Celta que no sabe vivir sin su estrella.

Y para muestra, un botón. Primer partido sin el moañés, ridículo mayúsculo. El Celta arrastró su escudo por Ibiza y ahora Coudet necesita recuperar crédito tras su primera gran debacle como técnico celeste. El desafío será importante porque además de Aspas, Nolito llega tocado y tampoco estará Tapia por sanción y porque el rival es de entidad.

Emery también tiene bajas, como la del capitán Mario Gaspar o el goleador Paco Alcácer, pero su fondo de armario es mucho más amplio. Todas las miradas están puestas en el talentoso Gerard Moreno, pero el Villarreal está destacando por ser un equipo fiable desde su portería hasta la contraria, con gente de nivel como Parejo, Moi Gómez o Pau Torres y chavales brillantes como Yeremi Pino o Fer Niño. El Submarino desborda talento y esta noche intentará aprovechar el primer momento de crisis de la era Coudet, cuando surgen las primeras dudas.

La resaca de Ibiza persiste en Vigo. Para más inri, la decisión de marginar a Sáenz y Costas ha supuesto una nueva polémica. Después de firmar el mejor diciembre de la historia del club, el Chacho se ha encontrado con su primera tormenta. Según como salga de la misma, vislumbrará un destino u otro: Europa o la permanencia. El Villarreal, por su parte, tiene la oportunidad de casi eliminar a un potencial rival directo. Eso sí, el duelo no será tan dramático como el de hace dos años, cuando ambos luchaban angustiosamente por salvarse.

Aspas-Nolito, sociedad ilimitada

Hace sólo un mes, el Celta era colista y hoy ha conseguido cerrar el año a tres puntos de Champions y, lo que es más importante, con ocho de ventaja sobre el descenso. Un gran espejo para Míchel, quien vuelve a estar en la cuerda floja, pero que dio guerra al equipo más en forma de la categoría y supo leer muy bien el encuentro con los cambios. La batalla por la posesión ya la declararon los técnicos en la previa y se puso de manifiesto en el césped. La diferencia estuvo en los metros finales, donde se impuso la mayor calidad local. No se había cumplido el cuarto de hora cuando Aspas y Nolito activaron su conexión. Sensacional pase del moañés que roza el sanluqueño con la puntera. Álvaro estuvo atento para evitar el primero. Reaccionó pronto y bien con dos tiros lejanos de Ontiveros y Ferreiro que detuvo sin problemas Rubén Blanco. Nolito volvió a buscar el gol acto seguido, primero de cabeza y después con un derechazo que detuvo Álvaro. El extremo andaluz encontró la recompensa a tanta insistencia pasada la media hora, al culminar una extraordinaria asistencia de Aspas, una vez más.

En la reanudación los vigueses se hicieron con el control del partido y por minutos hasta se gustaron en la combinación. Hasta que apareció otra vez el dúo sanluqueño-moañés para subir el 2-0 al marcador. Nolito filtró un gran pase y el balón le llegó a Aspas tras rebotar en un defensa. El diez del Celta no se puso nervioso ante Álvaro. Le dribló y marcó a placer. Coudet vio el partido en el bolsillo, por lo que dio descanso a Denis, Aspas, Tapia y Nolito. No contaba el argentino con la inspiración de Seoane, quien revolucionó a su equipo nada más entrar al campo. Su carta de presentación fue un preciso y precioso disparo que se estrelló en el poste, con Rubén Blanco ya batido. Después volvió a acosar al meta local con un zurdazo a bocajarro y finalmente encontró la red, con un tiro cruzado dentro del área tras una gran asistencia de Sergio Gómez. Fue precisamente Sergio el que tuvo el empate en sus botas a balón parado. Sorprendió a todos al lanzar directa una falta lateral, a todos menos a Rubén Blanco, que reaccionó casi sobre la línea para evitar el tanto oscense. Después tuvo Okay la sentencia, pero erró en la definición. Aún tuvo una última oportunidad el Huesca, con un saque de esquina en el 96′, pero el Celta se enrocó para conseguir un nuevo triunfo que le acerca a los puestos europeos y le aleja del descenso.

Coudet: “Aspas no ha entrenado esta semana al 100%”

¿Por qué ha cambiado a Iago Aspas?

Para sacarle minutos. Ha tenido una semana en la que lo hemos cuidado un poco, sin entrenar al 100%. Llegó bien y terminó bien, que eso es lo más importante. Ya nos había dado lo que nos tenía que dar.

¿El equipo se ha perdido con los cambios?

Buscamos cerrar con un central más al jugar ellos con dos delanteros de área. Terminamos sufriendo bastante, también por mérito del rival y por no tener eficacia en la zona de definición. Tuvimos muchas ocasiones para cerrar el partido antes. Nos enfrentamos a un gran rival, que juega bien, un poco lo que esperábamos. El Huesca toma riesgos y sabíamos que si robábamos algún balón en la presión alta, como así se dio, podíamos hacer daño.

¿Qué tecla ha tocado con Denis Suárez para que juegue a un nivel tan alto?

Estaba haciendo un gran juego, pero tenía una tarjeta y ya había tenido un roce más. Yo no tenía muchas ganas de tomar el riesgo de quedarnos con diez. Hemos hecho un buen juego y fuimos justos ganadores. Estoy contento, sobre todo, con que no perdamos el ADN que queremos tener: intentar jugar bien al fútbol y ser un equipo solidario.

Con ocho puntos de colchón sobre el descenso, ¿el Celta puede hablar de algo más que la permanencia?

No, nos apresuremos. Vamos tranquilos. Cuando lleguemos al verdadero colchón de puntos para estar fuera de peligro, ahí nos podemos sentar a hablar de otras cosas. No es que uno quiera esquivar la responsabilidad, pero la nuestra en estos momentos es dejar el equipo en Primera, tratando de no sufrir. Falta mucho y es muy largo.