El Real Madrid pierde a 12 jugadores en este parón FIFA

Carlo Ancelotti pierde a 12 jugadores durante este parón de selecciones. Los más perjudicados son los cuatro jugadores sudamericanos (los brasileños Casemiro, Militao y Vinicius y el uruguayo Valverde) que tienen que cruzar el Océano Atlántico para participar con sus respectivas selecciones en encuentros valederos para el Mundial de Catar-2022, y que no llegarán hasta dentro de dos semanas. Los otros seis jugadores que acuden con sus selecciones absolutas son Courtois y Hazard (Bélgica), Benzema (Francia), Alaba (Austria), Jovic (Serbia) y Modric (Croacia), Por su parte, Miguel Gutiérrez y Camavinga han sido citados por las selecciones Sub-21 de España y Francia, respectivamente, para afrontar encuentros clasificatorios de la Eurocopa-2023. La otra noticia es la no llamada de Luis Enrique a ningún jugador español del conjunto blanco, algo que lleva haciendo desde la pasada Eurocopa.

Courtois, Hazard y Benzema se verán las caras el jueves en partido de semifinales de la Liga de las Naciones. El encuentro se jugará en el Allianz Stadium turinés el jueves 7 (20:45 horas). El ganador jugará la final contra el vencedor de la otra semifinal (Italia-España, que se juega un día antes el miércoles 6 a la misma hora, 20:45 horas), y el derrotado luchará por el tercer y cuarto puesto. Ambos encuentros se jugarán el domingo 10.

Luka Modric, que no acudió a la anterior cita de selecciones al tener un problema muscular, disputará dos partidos clasificatorios con Croacia para el Mundial de Catar de 2022. La selección balcánica se medirá en primer lugar a Chipre en el AEK Arena de Larnaca (viernes, 8 de octubre a las 20:45 horas), para tres días después, enfrentarse a Eslovaquia en el Osijek (lunes, 11 de octubre a las 20:45 horas).

El austriaco David Alaba también afronta encuentros valederos para el Mundial del próximo año. La selección austriaca jugará en las Islas Feroe este próximo sábado 9 de octubre (20:45 horas), para luego viajar a Dinamarca, donde se enfrentará a la selección danesa el martes 12 de octubre a las 20:45 en Copenhague.

Luka Jovic, convocado por la selección serbia, también jugará el sábado. En su caso lo hará ante la selección de Luxemburgo (20:45 horas), para cuatro días después recibir a Azerbaiyán en Belgrado (martes, 12 de octubre, 20:45 horas).

Los tres jugadores brasileños convocados por Tite (Casemiro, Militao y Vinicius), jugarán tres encuentros clasificatorios para el Mundial de Catar. Los pentacampeones del mundo empezarán este parón de selecciones el viernes 8 de octubre en Venezuela (01:30 horas), volarán a Colombia, donde jugarán el domingo 10 de octubre a las 23:00 horas, para acabar el viernes 15 recibiendo a Uruguay (02:30) en Manaos. Precisamente en ese encuentro se medirán a otro de los madridistas convocados por sus selecciones, en este caso, el uruguayo Fede Valverde que, además, se medirá a Colombia el viernes 8 de octubre (01:00 horas) en Montevideo, y viajará a Argentina, para medirse a la Albiceleste el lunes 11 de octubre a las 01:30 de la mañana.

Además, Miguel Gutiérrez y Eduardo Camavinga han sido convocados por las selecciones Sub-21 de España y de Francia, respectivamente. El primero ha sido citado por Luis de la Fuente para medirse a Eslovaquia e Irlanda del Norte los días 8 y 12 de octubre en partidos velederos para la Eurocopa de la categoría de 2023. Ambos encuentros se jugarán en el estadio de La Cartuja en Sevilla. Por su parte, Camavinga, que sufrió un fuerte golpe ante el Espanyol y será examinado a su llegada a Clairefontaine, ha sido llamado por Les Bleuets para los encuentros ante Ucrania (se juegan el liderato del grupo) el viernes 8 a partir de las 18:30 horas en Brest, para el martes 12 jugar ante Serbia en Belgrado (18:30 horas).

El Madrid 'ficha' a Miguel

Si hay una posición que el Madrid tiene bien cubierta esa es la del lateral izquierdo. Ferland Mendy partía como titular en pretemporada, con Marcelo como teórico suplente. Además, Ancelotti contaba con el refuerzo de David Alaba que, aunque la intención del técnico siempre fue que jugase de central, podía usarlo de comodín en caso de necesidad. A todos ellos se sumaba Miguel Gutiérrez. El canterano ya dejó muy buenas sensaciones en el tramo final del curso pasado, pero lo cierto es que partía con pocas opciones de sumar minutos de forma habitual en este.

Sin embargo, las lesiones de Mendy y Marcelo (el primero todavía no ha jugado y el segundo lo ha hecho apenas unos minutos) van a permitir al madrileño asentarse en la posición y empezar la temporada como el lateral izquierdo más utilizado por Carletto. El italiano aseguró que, contra el Inter, prefirió darle descanso después de varias semanas muy exigentes, pero ante el Valencia, el próximo domingo a las 21:00 (Movistar LaLiga), volverá al once. Solo el brasileño, quien se espera que esté de vuelta para el choque contra el Villarreal del 25 de septiembre, podría restarle protagonismo antes del parón de selecciones de octubre.

Nacho jugó en el costado zurdo de la defensa en Milán, pero fue una solución del entrenador para un partido concreto. La idea con él es que juegue casi siempre como central. Lo mismo sucede con David Alaba, quien ya parte como central titular junto a Militao como se vio ante Betis e Inter. Los dos aparecerán como laterales en caso de necesidad por las lesiones.

Miguel suma a estas alturas 171 minutos de juego con el primer equipo repartidos en dos encuentros, a los que se les podría sumar 90 que jugó con el Castilla de Raúl (tiene ficha con el filial). El curso pasado pudo sumar 314′ bajo las órdenes de Zidane, cifra que se va pulverizar este si se mantiene esta dinámica. Con grandes actuaciones como la que cuajó el pasado fin de semana en el Bernabéu ante el Celta, con asistencia incluida, será más sencillo. De hecho, en ese partido Ancelotti prefirió jugar con él de lateral y dejar en el banquillo a Marcelo, una decisión que no gustó al brasileño.

Todo le está saliendo a pedir de boca a Gutiérrez, cuyo buen momento se ha visto recompensado con una renovación al alza con aumento de cláusula de rescisión incluida. Durante el verano, el defensor tenía ciertas dudas respecto a la cantidad de minutos de los que iba a poder disfrutar con el primer equipo, pero el club no se planteaba ni siquiera una cesión, consciente de que podía llegar a ser importante. En estas primeras semanas se están confirmando los presagios y el jugador se ha convertido en una pieza muy utilizada por el entrenador.

Miguel pertenece a una generación de canteranos junto a futbolistas como Blanco, Arribas o Marvin en la que el club blanco tiene puestas muchas esperanzas. La mayoría han debutado con el primer equipo y la idea es que cada vez tengan más protagonismo, además de que luchen por ascender al Castilla a segunda división. El lateral quiere ser el primero en asentarse con los mayores y parece que lo está consiguiendo…

La 'unidad B' de la nueva generación

Junto a los alumnos más aventajados de la camada de jóvenes que se abre paso en este Madrid de transición a la espera de su nuevo galáctico, Ancelotti cuenta también con una unidad de reemplazo. Una combinación de apuestas de futuro que se espera que terminen de romper con la camiseta blanca y canteranos que ya han tenido protagonismo en los últimos meses.

Escudo/Bandera Real Madrid

El que ha contado con más minutos en este arranque de temporada es Miguel Gutiérrez. Pese a que el lateral izquierdo es quizás la posición en la que Ancelotti cuenta con más alternativas (ahí pueden jugar Marcelo, Mendy, Alaba y Nacho) la acumulación de bajas ha dado a Miguel (20 años) la titularidad en los dos últimos partidos de Liga. El lateral mantiene ficha del Castilla, en el que alternará su presencia con el primer equipo. Idéntico papel al que tendrá su compañero en el filial Antonio Blanco (de 21 años), aún inédito esta temporada, pero que la pasada ya disputó cuatro partidos con el primer equipo e incluso se estrenó como internacional en aquel rocambolesco amistoso ante Lituania. Marvin (21 años) y Arribas (que cumple 20 el día 30) esperan su momento después de que Zidane contara con ellos la campaña pasada y haber disfrutado de minutos con Ancelotti en pretemporada.

Entre las apuestas de futuro, hay cuatro jugadores con perspectivas muy diferenciadas. En la portería, Lunin (22 años) espera su regalo de Reyes en forma de la primera ronda de Copa que, por esas fechas, afrontarán los blancos. Courtois frena a los rivales y la presencia del ucraniano en el once. Vallejo (24) ha regresado, tras dos años de cesión en el Wolverhampton y el Granada, como cuarto central. Ceballos (25) también ha vuelto tras dos años a préstamo, en el Arsenal, con la esperanza de disfrutar con Ancelotti de los minutos que no tenía con Zidane. Y Jovic (23) tendrá, también de regreso de una cesión (seis meses en el Eintracht), su tercera oportunidad para confirmarse como una alternativa fiable a Benzema.

Plantilla del Real Madrid en la temporada 2021-2022.

Plantilla del Real Madrid en la temporada 2021-2022.
BeSoccer Pro

Las cesiones siguen siendo una fórmula para que sumen minutos y experiencia quienes no tienen sitio en el primer equipo. El Madrid tiene fogueándose a otros jóvenes con proyección por delante. Brahim (22 años) cumple su segunda temporada en el Milan, donde ha rendido a un nivel excelente. El miércoles marcó un gol al Liverpool en Anfield, el 1-2. El japonés Kubo (20), cedido en el Mallorca, sigue sumando experiencia en su tercera temporada en Primera mientras el club hace hueco en el cupo de extracomunitarios (Vinicius, Rodrygo y Militao ocupan actualmente las tres plazas disponibles). El brasileño Reinier (19), cedido en el Dortmund por segundo año, sigue sin disfrutar de minutos…

Mendy, frenazo en seco

Ferland Mendy no acaba de ver la luz al final del túnel. Cuando todo apuntaba a que podía empezar a trabajar al mismo ritmo que sus compañeros, el lateral francés ha sufrido unas molestias físicas que le van a impedir estar a pleno rendimiento hasta después del próximo parón de selecciones del mes de octubre.

Con Mendy se quiere ir despacio, sin prisas. La lesión que sufrió a finales de la pasada temporada, una periostitis tibial, le trae por la calle de la amargura: ya está recuperado (es más, el jugador ya ha realizado carrera continua por Valdebebas e incluso ha tocado balón y participado en ejercicios, rondos, con el resto de sus compañeros). Llegó a ser convocado para el encuentro ante el Celta del domingo pasado, pensando incluso en tener algunos minutos en el último tramo de encuentro, pero se decidió no arriesgar. El problema que tiene es que la zona le sigue doliendo: hay días que esos dolores más intensos que otros. Por eso, desde los servicios médicos del club se quiere ir con extrema precaución.

Se estima que el período de baja sea de unas tres semanas, justo cuando la competición se vuelve a detener por el parón de selecciones. Por eso este mes de reposo, tranquilidad y vuelta a empezar para el jugador francés. Se perderá los próximos encuentros: Valencia, Mallorca, Villarreal y Espanyol en Liga, y Sheriff entre medias en Champions. Podría regresar para el partido ante el Athletic si todo marcha bien. Además, hay que recordar que Marcelo sigue estando lesionado, por lo que Ancelotti deberá elegir entre Nacho y Miguel Gutiérrez para este intenso mes que se le viene al Madrid. Alaba será compañero de Militao en el centro de la zaga…

La encrucijada de Ancelotti

El Real Madrid de Ancelotti arranca la Champions y lo hace con cinco lesionados: Marcelo, Mendy, Kroos, Ceballos y Bale. Sin embargo, el italiano recibió la buena noticia de que Alaba, fichaje estrella del mercado, se ha recuperado de sus problemas físicos y ha viajado a Milán para estar en el debut contra el Inter. Aunque en el primer entrenamiento de la semana se ejercitó en solitario, no siente dolor y está disponible para el complicado encuentro ante los neroazzurri.

Ahora la papeleta la tiene Carletto, que va a tener que confeccionar la defensa para darle entrada al austriaco, que ya es un fijo en el esquema. Así se demostró en los tres primeros partidos de Liga, en los que completó todos los minutos posibles (270′). Lo hizo como lateral zurdo, posición en la que el entrenador más lo utilizó durante el tiempo que coincidieron en Múnich. Sin embargo, en los últimos días ha crecido la expectativa con la posibilidad de alinear a Alaba como central.

En caso de ocupar un puesto en el centro de la zaga, Ancelotti deberá ‘cargarse’ a Nacho o a Militao. Son la pareja titular en lo que va de temporada, pero lo cierto es que ambos han sido señalados por la opinión pública debido a los errores defensivos cometidos en las primeras jornadas. Militao se ha mostrado dubitativo en salida de balón y poco contundente a la hora de cortar. Errores suyos han costado goles, como en la primera fecha contra el Alavés. Por parte del canterano, fue de los mejores en Vitoria, pero desde entonces su rendimiento ha ido a menos. No está siendo capaz de anticipar las jugadas y de una mala salida de posición nació uno de los goles del Celta.

Si Alaba se mantiene en el lateral zurdo, el sacrificado sería Miguel Gutiérrez. El madrileño empieza a asentarse en la posición y, aunque debe mejorar en algunos aspectos defensivos, ha dejado grandes detalles físicos y técnicos, demostrando que tiene nivel de sobra para el fútbol profesional. Ha completado 172 minutos en los últimos dos partidos, en los que ayudó al equipo con una gran asistencia: un centro medido a Benzema para que el francés marcase su segundo gol el pasado domingo.

Apostar por una defensa más veterana y trabajada con Alaba de lateral o empezar a cambiar la mala dinámica defensiva con un cambio más drástico en el centro de la zaga. Es la encruciajada que deberá resolver Ancelotti en el complicado partido ante el Inter.

Marcelo genera un problema

Una de las conclusiones más evidentes que dejó la goleada del Real Madrid al Celta en el retorno al Santiago Bernabéu (5-2) es que Marcelo no tiene sitio, al menos de momento, en este equipo. El brasileño se quedó durante todo el parón en Madrid, se recuperó bien de su lesión y trabajó con el grupo sin problemas durante prácticamente todo el periodo dedicado a las selecciones nacionales. La lógica invitaba a pensar que Ancelotti le daría la titularidad, más aún tras saberse que David Alaba había regresado de Austria con una sobrecarga muscular.

Pero lejos de eso, Carletto puso por delante de Marcelo, primer capitán madridista tras la marcha de Sergio Ramos, a un canterano sin apenas experiencia en el primer equipo como Miguel Gutiérrez, una joya de La Fábrica que se va abriendo paso, para perjuicio de una gloria madridista como el brasileño, que se estanca aún más en el pasado. Ancelotti apenas le dio a Marcelo un minuto más la prolongación ante el Celta; la cara del lateral era un poema, utilizado sólo para gastar tiempo en los conocidos como minutos de la basura. Al término del encuentro, el lateral se marchó sin despedirse de la afición, algo habitual en él. Horas después de dicho hecho, Ancelotti dio la lista de convocados para viajar a Milán, donde el miércoles los blancos comienzan una nueva andadura en la Champions League ante el Inter (21:00 horas). En la misma no aparecía el brasileño. Baja inesperada en el último momento. Desde el club se informó que fue por problemas físicos…

En cualquier caso, no es esto un fenómeno novedoso ni sorprendente; Marcelo viene perdiendo protagonismo en el Madrid desde hace ya años. En el curso 2017-18 comenzó el declive de su rendimiento y recibió fuertes silbidos del Santiago Bernabéu, si bien el final feliz del curso (con la Champions en Kiev y Marcelo rindiendo a buen nivel) lo tapó todo. En la 2018-19, comenzó su descenso a los infiernos: Lopetegui le dio la titularidad de primeras, pero pronto se lesionó muscularmente y, cuando regresó, lo hizo en un evidente estado de falta de forma que le puso muy difícil competir por el puesto.

Solari terminó por rendirse a la evidencia y le relevó para alinear en el once habitual a Reguilón, aunque el regreso de Zidane al banquillo al final de ese curso dio esperanzas al brasileño de que podía reengancharse a la dinámica blanca. Pero en el verano de 2019 el Madrid se gastó nada menos que 48 millones de euros en Ferland Mendy y Zizou, pese a que comenzó dando igualdad de oportunidades a ambos, acabó por confiar en la solvencia defensiva del francés, menos exuberante en ataque, pero una roca en el repliegue.

El salario de Marcelo, un problema

Y hasta ahora, un momento en el que a Marcelo no le ha bastado que Mendy esté recién vuelto de una lesión y falto totalmente de forma y de musculatura, ni que Alaba se encontrase lesionado, ni que Miguel Gutiérrez aún carezca de galones… El brasileño fue al banquillo y Ancelotti ya empieza a insinuar cómo será su última temporada de blanco. La evolución de minutos desde la 2017-18 hasta la 2020-21 habla claro: 3.672’-1.857’-1.852’-1.337. Y esta temporada, un minuto (y la prolongación).

En cualquier caso, Marcelo no puede hacerse el sorprendido: sabía que su papel este curso apuntaba a suplente. El Madrid lleva dos veranos colgándole el cartel de transferible, pero su altísima ficha (ocho millones netos al año) impide que los equipos interesados se lancen a hacer una oferta. Prefieren esperar a que finalice su contrato (en junio de 2022) para conseguirlo gratis; en Turquía, varios equipos han mostrado su interés en él. Marcelo lleva trabajando desde el año pasado con un entrenador personal, Adolfo Madrid, para ponerse en forma e intentar recuperar el puesto, pero parece que el problema no era sólo físico. El gran Marcelo, dignísimo sucesor de Roberto Carlos en el Real Madrid, toca a su fin. Y la temporada que ahora arranca no pinta del mejor modo para el ‘12’, un capitán madridista que apenas podrá ejercer en el campo y sí mucho desde el banquillo.