Precaución con Gayà

El Valencia se ejercitó para preparar el duelo copero ante el Alcorcón el próximo domingo a las 18:00 horas. En el entrenamiento cobraron relevancia en los ejercicios de partidillo aquellos futbolistas menos habituales y que tendrán su oportunidad en el Santo Domingo, tales como Mangala, Koba, Lato o Vallejo. No obstante, el susto de la mañana lo dio uno de los imprescindibles en la disciplina che: José Gayà.

El capitán se tuvo que retirar del entrenamiento antes de que este concluyera al sentir un pinchazo en el isquiotibial. A mitad ejercicio sintió un dolor en la zona y automáticamente acudió con el cuerpo médico con gestos de dolor, para posteriormente marcharse dentro de la Ciudad Deportiva a tratarse.

Tras someterse a un control por parte de los doctores, el futbolista abandonó Paterna por su propio pie y no fue necesario marcharse a una clínica externa a ejecutar un diagnóstico mayor por lo que se trató solo de una molestia y el propio futbolista paró de entrenar para prevenir posibles lesiones. Tanto en el club como el propio futbolistas son muy prudentes con el isquiotibial ya que ya ha estado lesionado de esa zona esta misma temporada y es un músculo que le ha lastrado a lo largo de su carrea.

Gayà es la voz y el corazón de Valencia tanto en el vestuario como sobre el terreno de juego. El capitán, que ya suma 3 asistencias y está a otras tres de igualar su mejor registro, ha sido clave para evitar que el equipo se terminara de romper por completo en los peores momentos, es un referente para el resto de sus compañeros y un fijo para Gracia. Por suerte, este fin de semana en un principio no iba a partir de inicio dado que la Copa, hasta la fecha, es para Toni Lato quien además rindió muy bien en Yeclano, por lo que tiene tiempo para recuperarse de las molestias.

LaLiga mantiene para hoy los partidos de Madrid y Atlético

El temporal Filomena ha puesto en jaque la disputa con normalidad de los encuentros de fútbol de este fin de semana. A los problemas de Real Madrid para aterrizar en Pamplona (estuvo más de tres horas encerrado en su avión hasta que llegó a Navarra a las 23:12 horas) se han ido sucediendo numerosos problemas entre los diferentes equipos para realizar los viajes debido a las difíciles condiciones climatológicas en todo el territorio.

Athletic de Bilbao y Rayo Vallecano dieron marcha atrás en sus expediciones. LaLiga, al igual que la RFEF que ha creado una Comisión de Crisis, ha tomado cartas en el asunto tras la petición de los clubes. Ahora mismo hay dos partidos de este sábado en LaLiga SmartBank que no se podrán jugar y se pasan al domingo. Son el Mirandés-Rayo Vallecano y el Alcorcón-Albacete. El Rayo pidió explicaciones a LaLiga por obligarles a viajar por carretera a Miranda de Ebro con el estado tan peligroso en el que estaban las carreteras de salida de Madrid. Mientras, el Albacete vio como todos sus planes de viajar a Alcorcón se le iban al traste con el paso de las horas (viaje por carretera, AVE…). Ambos esperan llegar a sus lugares de destino este sábado y poder jugar el domingo.

Este es el comunicado de LaLiga: “Debido a las condiciones climatológicas y a petición de #LaLiga, el Comité de Competición ha resuelto suspender los partidos del sábado 9 #MirandésRayo y #AlcorcónAlbacete. Se disputarán el domingo 10 de enero, con horario por confirmar en función de la evolución climatológica“.

De momento, no corre peligro el encuentro entre Osasuna y Real Madrid, aunque se espera nieve en Pamplona para este sábado. El conjunto blanco ha pedido jugar al mediodía, pese a que el encuentro está programado para las 21:00 horas. El Athletic tiene intención de viajar a primera hora de la mañana a Madrid para medirse al Atlético en el Metropolitano (16:15 horas) si el temporal le permite aterrizar en el aeropuerto Adolfo Suárez. A última hora de la noche, Aena ha anunciado que no se permitirán llegadas a Madrid hasta las 10 de la mañana. A partir, de esa hora se valorará si pueden aterrizar vuelos.

El Alcorcón se regala una remontada y la clasificación

El frío reinante en Alcorcón, con un encuentro que comenzó a cero grados, afectó en los primeros minutos a los locales. Primera jugada de ataque de los de JIM a los cuatro minutos que acaba en un centro medido de Larrazábal y Raí sin marca salta a placer y su testarazo acaba en el fondo de las mallas.

El gol despertó al Alcorcón. Desde lejos Escardó remató con mucha potencia y Ratón se tuvo que lucir con una palomita para evitar el empate a los diez minutos. Poco a poco el Alcorcón se hizo con la posesión.

El Zaragoza por delante en el marcador se sentía cómodo estando ordenado y esperando su oportunidad. Los de JIM sabían que un segundo podía ser definitivo y Nieto desde lejos lo intentaba por partido doble. Conforme pasaban los minutos al Alcorcón le costaba más salir de su campo con el balón. Raí a la media hora tuvo la más clara para hacer el segundo tras una recuperación de Bermejo, pero el remate del carioca se fue por línea, de fondo cuando quedó solo ante Casado.

No solo en la salida del balón, también en las marcas individuales tenía problemas el Alcorcón. A los 34 minutos esta Guitián a la salida de una falta remataba de cabeza solo. Su testarazo se iba por encima del larguero.

Quien perdona lo acaba pagando y es lo que le pasó al Zaragoza. A los 43 minutos pase filtrado, perpendicular a media altura de Hugo Fraile y Ernesto a la media vuelta y solo ante Ratón marca el empate a uno.

En la segunda mitad comenzó mejor el Alcorcón. Los locales jugaban en campo contrario y lograban percutir en ataque. Reko y Juanma empezaban a entrar en juego y a mover a los suyos. Precisamente el portugués tuvo la primera del segundo acto con un remate desde la frontal que se marchó por alto.

Bermejo era el faro que iluminaba al Zaragoza. El 22 de los aragoneses tiro del carro y metió un pase por arriba para Larrazábal, pero su remate fue respondido con un paradón de reflejos de Samu Casado. El Zaragoza demostraba que no se le puede dejar pensar ni medio segundo. En el 62′ Hugo Fraile se lesionó tras una entrada y dejó su sitio a Boateng. El ritmo bajó según pasaban los minutos.

En el 88 cuando pensábamos en la prórroga, un córner de Arribas que prolonga Castro y al segundo palo José León la manda al fondo de la red. No hubo tiempo para más y el Alcorcón pasa la eliminatoria.

Un Alcorcón muy necesitado visita a un Rayo de playoff

El Rayo de Iraola espera que la racha final de 2020 se alargue en el estreno liguero en 2021, en Vallecas, y mantener su puesto en la zona de playoff de ascenso. Para ello tendrá que imponerse a un Alcorcón que viene muy necesitado de sumar de tres en tres (sigue el partido en directo en AS.com). De hecho, el técnico rayista, Iraola, espera un partido intenso, incluso aventuró en la rueda de prensa previa al partido que el marcador puede ser corto. A pesar de la diferencia clasificatoria el entrenador guipuzcoano no quiere confianzas.

Aunque Iraola parece haber encontrado su once de gala en el césped y se ha mostrado muy satisfecho del trabajo del equipo tras el parón navideño, el año nuevo le ha traído un dilema en la portería.

Las buenas actuaciones de Luca, durante la ausencia de Dimitrievski por sanción, le hacen acreedor de la titularidad, aunque el meta internacional macedonio estaba muy asentado en la titularidad hasta el partido del Leganés. Iraola tendrá que elegir.

El resto de la alineación titular parece que el guipuzcoano la tiene prácticamente perfilada y diferirá poco del once que ya ganó, de forma solvente, a Las Palmas en el último partido de 2020.

Por su parte, los de Anquela necesitan empezar el año como acabaron 2020, es decir, con victoria. Y es que sumar tres puntos en Vallecas puede dejar al Alcorcón fuera del descenso a final de la jornada.

Sin embargo, los precedentes contra equipos madrileños no son buenos, el Alcorcón ha caído este año ante Leganés y Fuenlabrada, pero eran otros tiempos. Este Alcorcón es un conjunto que compite muy bien y que tiene un gran rigor táctico y defensivo. Es previsible que los alfareros saldrán al terreno de juego con una línea de presión muy intensa y adelantada.

El propio Anquela ya advertido que el partido será muy competido. “Será un partido complicadísimo. Jugamos en un gran estadio y ante uno de los mejores equipos de la categoría. Tenemos que estar a la altura del rival y del campo”, afirmó el técnico alfarero. Los de Anquela tendrán la baja del venezolano Víctor García.

Ases a seguir

Antoñín

Está en racha, el delantero ha marcado en dos de los tres últimos partidos.

Marc Gual

Siempre que ha marcado el equipo ha ganado. Sus goles son vida para el Alcorcón.

Las Claves

Buena racha

El equipo de Iraola ha sumado dos victorias y un empate en los tres últimos partidos. Necesita mantener la racha.

Sin acierto

Conseguir convertir en goles las ocasiones creadas. Al Alcorcón le falta acierto de cara al marco rival.

Portería

Las buenas actuaciones de Luca Zidane, durante la ausencia por sanción de Dimitrievski, han desatado el debate de la portería.

Anquela, aire fresco

El calendario marcaba 15 de noviembre cuando el Alcorcón visitaba el estadio de Butarque para jugar contra el Leganés en lo que era la vuelta al banquillo alfarero de Anquela. Por aquel entonces el Alcorcón llevaba ocho derrotas seguidos y había sumado solo tres puntos de 27 posibles. Era colista con cuatro puntos y su situación, en la tabla, era similar a la que enfrenta actualmente el Albacete.

De aquello han pasado cinco semanas y diez partidos. Nueve de Liga y uno de Copa. En este tiempo muchas cosas han cambiado de la mano de Anquela. El de Linares le ha devuelto la identidad al Alcorcón. El equipo es un hueso para cualquier rival. Se muestran competitivos con una línea de presión avanzada con gran intensidad, rigor táctico y defensivo sin dar de lado la posesión del balón y, en ataque, un conjunto vertical.

Los números suelen fotografiar momentos. Pues los de Anquela son 15 puntos de 27 posibles. En nueve partidos de Liga el Alcorcón suma cuatro victorias, tres empates y solo dos derrotas. Además, en Copa los alfareros pasaron la eliminatoria contra el Lealtad. Si miramos los goles, con Anquela el Alcorcón suma ocho goles a favor por cinco en contra en nueve encuentros. En los nueve anteriores el Alcorcón sumaba tres goles a favor y 14 en contra.

A falta de lo que haga el Tenerife, los alfareros han salido de la zona de descenso. Sin duda alguna a estas alturas nadie duda de que el Alcorcón se va a agarrar a la categoría con uñas y dientes y peleará hasta el final por la permanencia.

Gual y José León sacan del descenso al Alcorcón

Los primeros minutos del partido tuvieron un protagonista, el Cartagena. Cosa rara en Santo Domingo con Anquela en el banco ya que el Alcorcón sale muy fuerte. Sin embargo, el Cartagena imponía su juego, su ritmo y sus ocasiones. Los cartageneros dominaban con el esférico y con un fútbol combinativo. Al Alcorcón le costaba un mundo una transición defensa-ataque y jugaban prioritariamente en su campo y con posesiones estériles.

Aún así al Cartagena le costaba generar ocasiones claras. Las mejores en los primeros 20 minutos fue un saque de falta de Elady que despejó Dani Jiménez y un balón dentro del área que Laure evitó que rematase Rubén Castro. Sin duda el mejor del Cartagena fue Gallar que estuvo muy dinámico y en todo tipo de acciones tanto en defensa como en ataque.

El Cartagena tenía el balón y percutía, pero se le apagaba la luz en los metros finales. Los alfareros muy incómodos se veían, por momentos superados. Pero el fútbol es de los que marcan. El Alcorcón encontró la puntería que no tuvo en partidos atrás. A los 39 minutos combinación entre Gual y Arribas, el 22 se lleva a tres defensas y cede el balón para que Gual marque con un zapatazo el primer gol del partido. Era el primer tiro a puerta del Alcorcón en el partido.

El segundo llegó en el 45. Balón al área de Fidel Escobar con mucha fuerza y el balón lo golpea casi sin querer en José León para anotar el segundo tanto del partido. Al descanso un 2-0 que parecía imposible por como se había desarrollado la primera mitad.

Los goles hicieron que el partido cambiara de escenografía en el inicio de la segunda parte. El Alcorcón salió buscando el tercero y metiendo en su campo al Cartagena. Pasaban los minutos y el Cartagena se mostraba inoperante. Los visitantes no encontraban a sus hombres de ataque. Por su parte los de Anquela generaban peligro con Sosa y Arribas en banda bajo la dirección de una brújula llamada Gorostidi. El Alcorcón estaba intensísimo en la presión y en defensa. Sosa a los 57 minutos de falta directa buscó el tercero, pero su balón se marchó fuera por poco.

La mejor del Cartagena llegó de falta directa con un remate de Gallar que despejó brillantemente Dani Jiménez. El Alcorcón en el 81 pudo aumentar la cuenta, pero el remate de Boateng fue detenido por Marc Martínez.

En el 92 en una falta al área del Alcorcón sacada por el Cartagena, Dani Jiménez se resbala, deja la portería vacía y Elady la manda al fondo de la red. No hubo tiempo para más y el Alcorcón sale del descenso con esta victoria y mete en problemas al Cartagena.

Duelo por evitar el descenso para acabar el año en Santo Domingo

Tras aprovechar la Copa para recuperar el sabor de la victoria, el Alcorcón quiere volver a sumar de tres en tres en Liga (sigue el partido en directo en AS.com). Y es que, a pesar de las extraordinarias sensaciones y buen fútbol del equipo, los de Anquela suman tres jornadas sin ganar con dos empates y una derrota. El Alcorcón ha necesitado estas pasadas semanas más puntería y haber cerrado mejor los partidos en la zona cesarini.

Lo cierto es que los alfareros llegan a este encuentro con la posibilidad de salir del pozo del descenso si consiguen vencer. La misma intensidad, el mismo rigor defensivo pero una mejor puntería con la cantidad de ocasiones que consigue generar el Alcorcón serán los ingredientes imprescindibles para sumar una victoria contra un rival que llega con el terremoto que supone un cambio de entrenador, tras el cese de Borja Jiménez.

La eliminación copera y la mala imagen dada en Pasaron precipitaron los acontecimientos. Lo ocurrido frente al Pontevedra, unido a la mala dinámica del equipo albinegro, hizo que se tomase la decisión de destituir al técnico que llevó al Cartagena a Segunda y con el que durante un tramo de este curso brilló en la categoría de plata.

Mientras desde el club se trabaja en alternativas para el banquillo, Pepe Aguilar dirigirá al cuadro de la ciudad portuaria en el duelo de este domingo. El once es una incógnita, destacando en la convocatoria la ausencia por decisión técnica de Rhyner, que no ha terminado de ganarse un sitio en el centro de la zaga. Al ser el primer duelo de Aguilar, hay dudas en la alineación, pero lo que parece seguro es que los tres mejores futbolistas del Cartagena estarán en la formación inicial: Rubén Castro, Gallar y Elady. Si la parcela ofensiva rinde a su nivel habitual, habrá mucho ganado.

Rafa Mir salva al Huesca con un hat-trick en Marchamalo

Pulpileño 1 – Lugo 2

Pulpileño: Cristian; Mario (Rubén Primo, 46′), Rubio, Manzano (Cristo, 58′), Alcántara (Juanra, 46′); Juan, Mati, José Manuel (Álvaro Garrido, 63′); Pedro Montero, Samu López, Ismael Traoré (Diego López, 58′).

Lugo: Varo; Iriome (Chris Ramos, 32′), Marcelo Djalo, Quindimil, Luis Castro; Carlos Pita, Seoane; Carrillo (Manu Barreiro, 46′), Juanpe (El Hacen, 46′), Escobar (Hugo Rama, 75′); Herrera (Xavi Torres, 90′).

Goles: 0-1 (57′): El Hacen. 1-1 (66′): Pedro Montero. 1-2 (88′): El Hacen.

Árbitro: Sánchez López (colegio murciano). Amarilla a los locales Mati y José Manuel; y a los visitantes Luis Castro, Quindimil, Marcelo Djalo y Manu Barreiro.

Un doblete de El Hacen, el segundo sobre la bocina, frustró la sorpresa en Pulpí. De salida, los almerienses crearon peligro a base de coraje y calidad, como en un remate de Manzano que despejaba Varo, pero poco a poco el Lugo fue imponiendo su ley. Iriome probaba desviado, pero los almerienses forzaron un par de llegadas antes del descanso. A los diez minutos del segundo acto, penalti a favor del Lugo que Cristian detenía a Manu Barreiro, raso y flojo en un pésimo chut. Pero cosas del balompié, al minuto, un error defensivo del Pulpileño lo aprovechó El Hacen para hacer el cero a uno, de cabeza. No se rindieron los del Levante almeriense, y un chut de falta de Pedro Montero tocaba en la barrera, adoptaba una parábola diabólica y se colaba. La locura en Pulpí. Y cuando más apretaban los locales en los minutos finales, El Hacen echaba un jarro de agua helada sobre San Miguel con el 1-2.

Marchamalo 2 – Huesca 3

Marchamalo: Jonathan; Peñalvo, Illana (Moraga, 75´), Carpin, Fane; Nachete (Dani Ponce, 106´), Diego del Amo (Daniyo, 83´), Sebas (Josemi, 55´), Mani; Juan Rojo (Guille Atance, 55´), Braun.

Huesca: Andrés Fernández; Pedro López, Insua, Gastón Silva, Luisinho; Doumbia (Nwakali, 46´), Seoane (Manu Galán, 113´), Juan Carlos (Eugeni, 46´); Sergio Gómez, Rafa Mir (Carlos Kevin, 113´), Escriche (Ontiveros, 75´).

Goles: 0-1 (9´): Rafa Mir. 1-1 (63´): Braun. 1-2 (94´): Rafa Mir. 1-3 (111´): Rafa Mir. 2-3 (119´): Josemi.

Árbitro: Munuera Montero (Colegio andaluz). Tarjetas amarillas al local Nachete (41´) y al visitante Nwakali (55´).

El Huesca logró el billete a la segunda ronda, pero de qué manera. Con prórroga y sufriendo ante un Tercera bravísimo como el Marchamalo, que forzó el tiempo suplementario y tuteó a un Primera como el cuadro de Michel. Un Huesca tuvo que agarrarse al talento realizador de Rafa Mir, autor de los tres tantos, para salvar la papeleta tras un encuentro mediocre, que deja muchas dudas en torno a la segunda unidad. Pero se logró el pase, que era lo que importaba.

Lealtad – Alcorcón (Miércoles a las 15:30)

Córdoba – Albacete (Miércoles a las 18:00)

San Fernando – Castellón (Miércoles a las 18:00)

Ibiza Islas Pitiusas – Sabadell (Miércoles a las 19:00)

Dux Inter – Linares (Miércoles a las 19:00)

Las Rozas – Mirandés (Miércoles a las 19:00)

Atlético Baleares – Fuenlabrada (Miércoles a las 19:00)

Guijuelo – Mallorca (Miércoles a las 19:30)

Numancia – Lorca Deportiva (Miércoles a las 19:30)

Rayo Majadahonda – Yeclano Deportivo (Miércoles a las 19:30)

Marbella – Lleida Esportiu (Miércoles a las 20:00)

Calahorra – La Nucía (Miércoles a las 20:30)

Marino Tenerife – Cornellà (Miércoles a las 21:00, h.p.)

Navalcarnero – Badajoz (Jueves a las 18:00)

Cultural Leonesa – Villanovense (Jueves a las 19:00)

Mutilvera – Racing (Jueves a las 19:00)

Ibiza – Compostela (Jueves a las 19:00)

Gimnástica Segoviana – Girona (Jueves a las 19:00)

Peña Deportiva Santa Eulalia – Tarazona (Jueves a las 19:30)

Alcoyano – Laredo (Jueves a las 20:15)

Extremadura – Socuéllamos (Jueves a las 20:30)

Sin gol ni de penalti

Ya se sabe, desde que el fútbol es fútbol, que quien perdona la acaba pagando. Fue lo que le acaba de suceder al Alcorcón en Gran Canaria. Sometió a Las Palmas en el primer tiempo y en el segundo tuvo que conformarse con un empate del que los locales salen airosos, pues tampoco hicieron méritos para más en su último partido en casa de este convulso 2020.

El duelo previo, ese que se libra durante la semana en los despachos de los entrenadores y las salas de vídeo de los analistas, lo había ganado claramente el Alcorcón. Ocurre que el equipo de Anquela, sólido siempre, roca imposible de horadar por parte de Las Palmas, logró que su rival quedara atrapado en su inescrutable tela de araña, tan empeñado en jugar por dentro. Y eso que Mel inició el partido, como adelantó AS, con Cedrés como lateral derecho, de momento cumplidor en una posición que no es la suya, estando Dani Castellano en el izquierdo, en cualquier caso ambos futbolistas de larga zancada y mucho recorrido.

Claro dominador del primer tiempo, el Alcorcón andaba perdonándole la vida a Las Palmas. Escobar, apenas en el minuto 8, entró solo al corazón del área insular para rematar, con todo a favor pero en semifallo, un buen centro de Fernández. Álex Domínguez, decisivo un rato después, no tuvo problemas para retener el balón. Apenas 60 segundos más tarde, Gual se dejó atrás el 0-1 por empacharse de balón cuando ya se mascaba la tragedia en la portería local.

Apenas se tenían noticias de Las Palmas, acaso algún arrebato de Kirian o Rober, hasta que Iemmello, al cuarto de hora de partido, se durmió cuando le tocaba encarar a Jiménez, que le tapó de manera excelente para obligarle, además, a botar un centro sin destino aparente.

Hiperactivo. Gual estaba desquiciando, prácticamente él solo, al entramado defensivo insular. Así, en el minuto 30, le hizo un sombrero dentro del área a un inocente Athuman, que tocó el balón con la mano. Ernesto se encargó de lanzar desde los 11 metros pero se recreó demasiado, con salto incluido, antes de golpear una pelota que detuvo Domínguez sin demasiado esfuerzo aparente. En todo momento, pese al mal fario, mantuvieron la iniciativa los muchachos del eterno Anquela, y Arribas se las prometía muy felices en el segundo palo antes de que Álex Suárez, de manera agónica, le birlarla la posibilidad de rematar solo a escasos centímetros de la portería de Domínguez.

Tal y como estaba el partido, acaso sometida por un insistente Alcorcón, a Las Palmas no le quedaba más opción que aguantar el 0-0 al menos hasta el descanso. De momento, era suficiente éxito. Sin embargo, a falta de tres minutos para el mismo, José Carlos se equivocó de objetivo dentro de su área y, en vez de golpear el balón, despejó a un pillo Rober. El penalti, chequeado por el VAR por un posible fuera de juego del propio extremo sevillano, fue lanzado por Kirian, que estampó el balón en el palo derecho de Jiménez. De cualquier manera, ni tan mal para los locales, marcador injusto a todas luces con el Alcorcón ese famélico 0-0.

Ni que hubieran salido anestesiados, el nivel de intensidad de ambos equipos bajó sobremanera tras el obligado paso por los vestuarios del estadio Gran Canaria. Parecía que Las Palmas tomaba la iniciativa en un partido de idas y venidas, más apenas se registraban ocasiones de peligro. Tampoco es que se notaran mucho las entradas de Fabio y Curbelo por Loiodice y Cedrés, mediatizada su continuidad por la tarjeta amarilla vista en el primer acto. Así, el primer disparo mínimamente peligroso llegó en el minuto 64 por medio de Escobar, quien probó fortuna desde la frontal del área local pero se lo puso demasiado fácil a un atento Domínguez.

El miedo a perder, dañino para el espectáculo pero valor seguro, al menos de primeras, para entrenadores y futbolistas, atenazó a ambas formaciones, en todo momento más pendientes de que les marcaran un gol menos que de marcar un gol más, algo que parece lo mismo pero que nada tiene que ver.

Si alguien debía mostrarse preocupado por el empate era precisamente el Alcorcón, por lo que Las Palmas parecía sentirse más cómoda en la insulsa recta final del segundo tiempo. Con el partido a punto de consumirse, Jiménez tapó muy bien a Espiau, que cedió a Benito para que este colgara la pelota a nadie. Saque de puerta visitante, y vuelta a empezar. Todo volvió, entonces, al punto de partida. Al inicio del encuentro, a ese 0-0 inamovible en el marcador. El destino, tal vez.


Pepe Mel: “Me da bronca dejar pasar oportunidades así”

El técnico, visiblemente contrariado con el empate cosechado contra el Alcorcón, señaló a sus jugadores al haber “estado muy por debajo de lo que se debe esperar de nosotros”.

Si la tarde fue fría en el Estadio de Gran Canaria, marcada por un partido de similares características, no lo fue así la intervención de un Pepe Mel que en la rueda de prensa posterior al encuentro frente a la AD Alcorcón puso la mirada en la floja actuación de sus futbolistas, llamando la atención, sobre todo, la falta de ambición del equipo amarillo durante el encuentro para lanzar el siguiente aviso a navegantes: “Sería muy triste que nos acomodáramos a mirar hacia abajo. Ante eso, me rebelo”.

Antes de enviar tal recado, en primer lugar, el preparador madrileño fue claro a la hora de valorar el encuentro comentando que “el rival no nos ha dejado jugar y nos ha metido en una dinámica de partido en la que no hemos sabido hacer frente. Para el espectador ha sido un partido aburrido, soso y sin ocasiones. Hemos caído en su ritmo y su fútbol, donde ellos se manejan bien, pero nosotros no. Hemos sufrido las consecuencias de no ser capaces de llevar el ritmo”, a lo que añadió que “entonces, no me puedo ir contento, ni mucho menos”.

“Hemos perdido una buena oportunidad de dar un paso hacia delante. Luego, la versión del equipo me disgusta”, apostilló.

En cuanto a la apatía que pareció apoderarse de los suyos en muchos tramos del partido, Mel aclaró que “los futbolistas nunca tienen desgana, lo que pasa es que no han sabido interpretar el partido. No hemos sido capaces de meter una marcha más ni de incomodar al rival. El partido me decepciona porque no se ha parecido en nada a lo que hemos trabajado y hemos hablado. Entonces, está claro que tenemos que sacar una lectura de esto. Me he cansado de repetir que si no metemos una marcha más somos un equipo del montón. Hoy encima hemos aburrido porque yo no concibo el fútbol como lo hemos hecho y hemos sido incapaces de generar dos o tres situaciones de dificultad al rival. Está claro que yo también me lo tendré que hacer ver porque al final tú eres el máximo responsable y el máximo responsable tiene que sacar argumentos para darle a los jugadores”.

“Los entrenadores intentamos hacer cosas, siempre pensando en el bien del equipo. Ante el Sporting salió bien y hoy no. Me he equivocado en la parte emocional y de motivación porque al ritmo que hemos jugado el Alcorcón estaba mucho más motivado que nosotros. El Alcorcón ha venido con un palo metido en el culo y se ha notado en el campo. Nosotros pensamos que el partido se nos pondría de cara en algún momento dado, y eso no es así. El partido hay que jugarlo, pelearlo y combatirlo, y más contra un equipo, como he dicho, que viene apretado y, por lo tanto, cada punto es vital y en eso es en lo que he fallado. No he debido de saber motivarles porque no han metido esa marcha. Hemos intentado meter por dentro a esa gente que tiene capacidad de asociación pensando en robar pronto y salir y no ha sido así. La asociación la he visto muy poco, el salir rápido, nada y el presionar, menos”, respondió al ser preguntado sobre qué cuota de responsabilidad tenía él mismo sobre el trabajo visto en el Estadio de Gran Canaria.

Por otra parte, también compartió que, obviamente, “la lectura no es positiva, es personal. Los futbolistas se quitan y se ponen ellos solos. Las culpas son del entrenador, que debe saber elegir. Nosotros hicimos muy buen segundo tiempo ante el Sporting y luego en Lugo y Ponferrada estuvimos en el papel. En el siguiente no podemos volver a patinar como pasó en Sabadell. En lo psicológico y emocional tenemos que enganchar a la gente porque somos un equipo muy joven y se deja ir. Yo creo que es todo lo contrario. Si eres un equipo joven tienes que apretar los dientes. Pregunta por la calle cuántos hacen lo que les gusta y encima les pagan”.

Además, Mel quiere ser ambicioso y sobre esta cuestión no tuvo pelos en la lengua para señalar a sus jugadores por el pobre bagaje mostrado ante el Alcorcón argumentando que “para ser profesional de cualquier cosa hay que ser ambicioso. Ya les he dicho muchas veces que están en una profesión magnífica, muy bonita y encima te pagan. No es lo mismo jugar en el Bernabéu, que no. En la élite se vive muy bien y eso hay que apreciarlo. Se nos tiene que notar en la mirada, en el campo y en cada balón. En Segunda División teniendo ambición y siendo constantes se consigue, te lo dice uno que ha ascendido tres veces. No es cuestión de plantilla o de calidad, es de querer. Nosotros tenemos gente joven que puede querer, aprender, y hemos confiado en ellos. Espero que ese cambio se note en el futuro porque sería muy triste que nos acomodáramos a mirar hacia abajo y ver que le metemos un punto más al descenso. Ante eso, me rebelo”.

“Los futbolistas tienen un presente, un pasado y espero que mucho futuro. Muchos de ellos vienen de Tercera y Segunda B y quieren labrarse un futuro. Son jugadores que necesitan reivindicarse para ser importantes y lo pueden ser. Mi misión es sacárselo. Si no lo consigo, ese será mi fracaso. Eso es lo que tiene que hacer un entrenador que, aunque no sea un filial, sí que tiene mucha gente joven. No hace falta que diga la plantilla que tenemos, lo saben todos. Yo lo que quiero es ver a los jugadores con ganas de hacer cosas. El domingo vamos a Vallecas y debemos tener la ambición de hacer un buen partido contra un gran rival. Más allá de representar a Las Palmas, un club histórico, estamos nosotros mismos, que tenemos que querer ser ambiciosos. Si luego nos da para mitad de tabla, pues nos da para mitad de tabla. El club está teniendo una paciencia infinita, haciendo una plantilla para el futuro. Lo que me da bronca es tener oportunidades como las de este domingo y dejarlas pasar”.