Machín, destituido; Abelardo, el elegido para volver al Alavés

Pablo Machín ya no entrenador del Alavés. El club lo ha cesado en un momento en el que tiene dos puntos de renta con respecto a los puestos de descenso. Las derrotas ante Huesca, Celta y Cádiz y el empate en Pamplona ante diez jugadores han cavado su tumba definitivamente. Aprovechando que la semana desemboca en un cruce de Copa contra el Almería, el club le ha comunicado la destitución.

 El club ha comunicado su decisión a las 10:05 horas y ha pillado de sorpresa a todo el mundo. Se sabía que había descontento con su gestión pero no el suficiente como para que los caminos se separaran. Su segundo, Javi Cabello, se hará cargo del equipo de manera interina y entrenará a partir de las 11:00 horas. El técnico valenciano ya dirigió en dos partidos al Alavés en la temporada 2017-18, con dos derrotas, ante Deportivo y Real Madrid.

También abandonará el equipo el preparador físico y hombre de confianza de Machín, Jordi Balcells. Con el soriano en el banquillo, el Alavés ha ganado esta temporada cuatro partidos, ha perdido ocho y ha tenido seis empates, con un total de 16 goles a favor y 23 en contra. Estos números le sitúan en el puesto decimosexto de la clasificación, a dos puntos del Elche, que marca la zona de descenso, aunque el Elche tiene dos partidos menos que los albiazules.

Machín es el cuarto entrenador relevado en la Primera Ddivisión esta temporada y su salida se produce horas después de la de Míchel al frente del Huesca, que anunció su destitución la pasada madrugada. De esta forma, en los pocos días de 2021 ya se han producido más ceses que en la fase inicial de LaLiga Santander en 2020, en la que tan solo tuvo que dejar su cargo Óscar García Junyent, en el Celta, reemplazado por el argentino el ‘Chacho’ Coudet. En lo que va de año han caído Gaizka Garitano en el Athletic, Míchel y Machín. Este no podrá vivir el Centenario albiazul, para el que quedan solo 12 días.

A corto plazo se conocerá la identidad del nuevo entrenador del Alavés porque está claro que el papel de Cabello seguirá siendo de asistente. Según ha podido saber AS, el ‘Pitu’ Abelardo será el sustituto de Pablo Machín en el banquillo babazorro. En estos momentos, el técnico asturiano se encuentra en Gijón mientras se negocia su contrato con el Alavés. Para cerrarse dicho acuerdo, que puede sellarse esta tarde y anunciarse mañana, el Pitu pide refuerzos invernales y firmar por más de un año. Este ya dirigió al Alavés desde diciembre del 2017 hasta la temporada 2018-19, con una remontada inicial espectacular. Después lo dejó al sentir que tenía que poner distancia y su etapa en el Espanyol no salió bien.

El gobierno de Parejo y la tendencia a mirar en LaLiga

El poder es él

No hay equívocos con Dani Parejo, reacio al sensacionalismo futbolístico y cuyo efecto en el juego de su equipo es único. Lo fue en el Valencia y lo es ahora en el Villarreal. La goleada al Celta, huérfano tanto sin Iago Aspas como sin Renato Tapia, alude a la orden y visión del medio centro, impagables su capacidad de asociación (73 pases buenos) y gestión en el trabajo defensivo (10 recuperaciones). Como su hechizo con Gerard Moreno, instantáneo desde el primero día. Parejo fue la autoridad en el campo y su actuación constituyó la dictadura del talento. En él conviven elementos aparentemente antitéticos como la elegancia y el control. Su fútbol, en definitiva, transmite una credibilidad al alcance de muy pocos. A sus 31 años, nunca ha disputado una gran competición con España. La potestad creativa que exhibe demanda hoy una oportunidad.

Papel cambiado

Otros jugadores ejercen una influencia similar desde lugares distintos. El lucimiento de En Nesyri frente a la Real Sociedad recolectó todo tipo de alabanzas, muy merecidas, pero camufló la enérgica actuación de Fernando (33 años). Estuvo inconmensurable. Lopetegui desencadenó al centrocampista brasileño en la presión con el propósito de trabar la construcción realista. El sentido posicional y reflejos en la anticipación de Fernando hicieron el resto, con un protagonismo destacado en los dos primeros goles del Sevilla. Se le vio ocupar espacios más adelantados que en otros partidos e incluso invadió el área contraria. El jugador que acostumbra a equilibrar al Sevilla amplió el catálogo de sus funciones.

La idoneidad

El regreso a la victoria del Cádiz señaló la importancia del Choco Lozano (27 años) en la estrategia de Álvaro Cervera. No hay delantero más adecuado para interpretar lo que quiere el entrenador cadista. El nivel de aceleración a campo abierto, el olfato para atacar los centros y la disposición para la pelea encajan como un guante con la propuesta del Cádiz. La confluencia de estas cualidades quedó demostrada ante el Alavés: gol, asistencia, 35 toques… Y la expulsión de Tachi. Pero no se trata de un simple partido, su incidencia va más allá. En un equipo hecho para las transiciones y las acometidas por las bandas, el hondureño emerge como el jugador ideal para este estilo.

Ganar desde lejos

El respiro del Valencia en Valladolid llegó de una forma poco habitual. El disparo desde fuera del área de Carlos Soler, con la colaboración inexcusable de Masip, alivió la delicada situación del conjunto de Javi Gracia. No es que fuera extraño que el Valencia ganara, sino el cómo. Cada vez se ven en LaLiga menos lanzamientos desde larga distancia. Es esta la temporada que menos remates desde fuera del área se producen, sin llegar a los ocho por encuentro. La cifra responde a una tendencia descendente e imparable desde la 2005-06, curso que deparó 13 disparos de media en este apartado. Ahora se ve un gol de este tipo cada cuatro partidos. El hecho en sí se ubica en la línea de burocratización del fútbol, cada día más metódico, donde la espontaneidad y la calidad individual han sido relegadas. Convendría no acotar tanto la inspiración individual. Que se lo digan a Soler y al Valencia.

Un vendaval llamado Lozano

El fútbol es de listos y de eso el Choco Lozano sabe un rato. El hondureño fue el protagonista absoluto de la victoria del Cádiz sobre el Alavés (3-1), tras marcar un gol, dar otro y provocar una expulsión (Tachi), con su juego correoso y vertical. En líneas generales el partido de los de Cervera fue completo, en una de sus mejores versiones de la temporada. El Alavés no estuvo mal, pero bajó su rendimiento tras quedarse con un jugador menos.

Los dos equipos llegaban necesitados de puntos, tras haber sumado tan sólo una victoria en sus últimos seis partidos. Aunque ambos están fuera de posiciones de peligro, el descenso está cerca y urge sumar de tres en tres. El Cádiz comenzó bien, muy bien. Juego vertical para plantarse en la portería contraria en tres pases. En sólo siete minutos sonaron dos ‘uy’ con sendas ocasiones de Negredo, en las que Pacheco estuvo muy atento.

El Cádiz se gustaba y el gol no se hizo esperar. Gol con suspense y es que el VAR tuvo que revisarlo durante varios minutos. Jugada de Perea desde la banda derecha, se va de su par, y tras internarse en el área, el balón sale rechazado. Pacheco la intenta parar pero no llega y Lozano mete el pie. El balón le llega a Álex y el madrileño no falla en la misma línea. Desde Las Rozas se tuvo que revisar un posible fuera de juego o incluso falta al portero de Lozano. No hubo nada finalmente y el gol subió al marcador.

Precisamente cuando mejor estaba el Cádiz llegó un error incomprensible de Fali que supuso el 1-1. El valenciano cometió un penalti sobre Tachi en un balón aéreo, de esos en los que hace años podías engañar al árbitro, pero ahora no. Sánchez Martínez no lo apreció, pero desde el VAR le llamaron para que lo viera en el monitor. El árbitro lo decretó y Joselu no falló desde los once metros. El gol del Alavés equilibró las fuerzas y el partido se pausó. Los de Machín comenzaron a trenzar a partir de posesiones largas; mientras que los de Cervera intentaron robar para salir a la contra rápido.

La segunda parte comenzó movida. En el 50′ Tachi vio la segunda amonestación por una falta sobre el Choco, cuando el hondureño se iba solo al ataque. No tenía muchos motivos de queja el defensa español y es que era la tercera falta merecedora de la amarilla (todas sobre Lozano). Con un jugador más, el Cádiz comenzó a encontrar su mejor juego. Seguía llegando con facilidad al área contraria y el gol era cuestión de tiempo. En la enésima carrera por banda de Espino, el uruguayo ganó a su par y metió un centro perfecto para que Lozano, el más listo, batiera a Pacheco con un fuerte disparo.

Machín introdujo cambios en busca de la igualada. Entraron Manu García y Edgar, por Jota y Deyverson y lo cierto es que los vascos mejoraron. Rioja, el mejor de los suyos, la tuvo para empatar tras encontrar un balón en profundidad. El extremo encaró a Ledesma y la rompió con fuerza. El argentino, entonces, estuvo sublime con una estirada abajo para desviar lo justo, antes de que el balón se estrellara en el palo.

Llevaba tiempo sin aparecer Lozano y volvió a hacerlo cuando más lo necesitaba su equipo. El hondureño recibió un balón en la banda derecha en el 68′, la durmió esperando a un compañero, levantó la cabeza y ahí vio a Negredo. El 18 del Cádiz convirtió el regalo en un remate inapelable con dirección la portería, en el que la estirada de Pacheco fue insuficiente. El gol supuso la sentencia. Los de Cervera pudieron incrementar su renta con varias acciones, la más clara, en un remate de Negredo al palo, pero el marcador no volvió a moverse. Vuelve a sonreir el Cádiz en Carranza, donde hasta la fecha sólo había ganado un partido (Barcelona, 2-1) y ya suma 23 puntos en su casillero gracias, entre otras cosas, a un ‘tipo’ listo como es el Choco Lozano.

Vesga, a punto de renovar con el Athletic

Mikel Vesga, volante zurdo, de 27 años, alto, de calidad, está muy cerca de rubricar una ampliación del contrato que expira con el Athletic el próximo 30 de junio y que le vinculará con el club de Ibaigane durante varias campañas más. El organigrama técnico de Lezama valora su progresión y entiende que supone, a una edad muy intesante, un puente de transición para los chicos que empujan promocionando del filial como Vencedor, Sancet y Zarraga. Su larga zancada, su laboriosidad y que abarque tanto campo se aprecia en esta decisión tras unas negociaciones trazadas con discreción en las últimas semanas, que no han resultado complicadas y que están a punto de sellarse oficialmente en el Palacio de Ibaigane. Una renovación que coincide además con el aterrizaje de Marcelino García Toral al frente del equipo hasta junio de 2022. Paralelamente, varios clubes españoles de Primera División y alguno extranjero, en concreto, de Inglaterra, se habían interesado por Vesga de cara a la próxima campaña en el caso de que hubiese quedado libre de ataduras.

Con la llegada del nuevo año, hasta seis jugadores de la actual plantilla del Athletic pueden legalmente negociar con cualquier otro equipo su futuro inmediato, aunque su prioridad en todos los casos, excepto en el peculiar escenario del portero Iago Herrerín, versa en escuchar la oferta de renovación del club de Ibaigane, si se produce. Además el propio Mikel Vesga y el arquero, De Marcos, Balenziaga, Raúl García, y el joven Zarraga, a caballo entre el primer equipo y el filial, acaban sus respectivos contratos en Bilbao el próximo 30 de junio de 2021.

Vesga (Vitoria, 8-4-93), que fue captado de la cantera del Alavés para integrarlo en el filial rojiblanco para malestar en las oficinas de Ibaia, debutó tras su periplo en el Bilbao Athletic como león con Ernesto Valverde en El Molinón en 2016, donde curiosamente se fue cedido en el mes de enero de 2017 en el Sporting. Allí fue uno de sus mejores jugadores durante los 17 encuentros disputados en una fructífera segunda vuelta tomando la batutal del equipo asturiano. Regresó al Athletic, pero no terminó de convencer a Berizzo y marchó cedido por segunda vez, en esta ocasión al Leganés, donde actuó con regularidad para aterrizar, ya la pretemporada de 2019, en Bilbao y asentarse en la primera plantilla con pleno derecho. Este curso, con Gaizka Garitano, ha jugado 13 partidos, con nueve titularidades, cuatro saliendo desde el banquillo y más de 700 minutos ya en sus piernas, asumiendo jerarquía en las alineaciones, combinándose con Dani García, Unai López o Vencedor.

El Alavés se toma un respiro

La noche estaba desapacible con lluvia intensa y apenas 7 grados cuando comenzó el partido. Los jugadores del Alavés homenajearon a Rodrigo Ely y el club se acordó, también, de Javier Ortiz de Zárate, benefactor del club y recientemente fallecido. Laguardia volvió en el Alavés y Machín colocó a Edgar y Deyverson en el once inicial en detrimento de Jota y Lucas. Mendilibar, por su parte, prefirió apostar por Sergio en la medular en lugar de Diop. El resto, lo previsto.

Corría el minuto 4 y un buen pase que estuvo a punto de rematar Arbilla ya puso los pelos de punta a los alavesistas. Pero lo que nadie esperaba era un gol olímpico y ese llegó un minuto después con un córner botado magistralmente por Pedro León que, se tragaron entre la defensa y Pacheco. Los autores de los diez goles de saque de esquina directo en el siglo XXI son Álex Fernández (2000-01), Jesuli (2001-02), Riquelme (dos goles en la 2005-06), D´Alessandro y Gustavo López (2006-07), Duda (2009-10), Susaeta (2013-14 y 2017-18) y Pedro León en Mendizorroza.

Machín había pedido intensidad desde el principio del partido pero fue el Eibar el que metió más gasolina de salida al compromiso. A pesar de ello, los babazorros empezaron a hacerse con el control del choque y, con un Luis Rioja estelar, se acercaron con peligro a la meta armera. Edgar en el 41 y Deyverson en el descuento desnivelaron la balanza y dieron la vuelta a la tortilla. A Mendilibar se lo comían los demonios camino de los vestuarios. Y eso que Pedro León estuvo a punto de hacer otro gol olímpico en el 40, pero Deyverson estuvo listo y lo desactivó cuando llevaba el mismo camino del primero.

Las cosas cambiaron y fue el conjunto armero el que tuvo que llevar la iniciativa en la segunda mitad. Pero, a la hora de colgar balones, el Alavés es un mal socio porque tiene jugadores que se defienden muy bien en esa faceta. Incluso hubo un gol de Joselu que se anuló por fuera de juego. El mismo protagonista lanzó, en el 78, un disparo al palo y en el 90 elevó demasiado el esférico. También la tuvo Luis Rioja en un cara a cara con el portero, que desperdició. Pero el tiempo fue transcurriendo, los cambios no variaron demasiado la dinámica y el choque terminó favorable para los locales, que dedicaron los tres puntos a Rodrigo Ely, que había sido operado el martes en Barcelona de una rotura de ligamento cruzado anterior. Seguro que lo celebró desde la cama en la que seguirá postrado unos días más. Como regalo adelantado de Papá Noel no está nada mal. El Eibar se queda con 15 puntos y el Alavés alcanza los 17.


Machín: “Fuimos justos vencedores”

El entrenador del Deportivo Alavés, Pablo Machín, consideró que fueron “justos vencedores” en el triunfo logrado contra la SD Eibar y subrayó que fue el primer partido que remontan, lo que demuestra que “el equipo es ambicioso”. A pesar del mal inicio, el soriano explicó que “en la mayor parte del partido” estuvieron “muy bien”, pero puso en valor que el equipo no se fue abajo nunca. Apuntó que en la segunda parte fueron superiores “en muchos aspectos” y aunque admitió que las victorias siempre fortalecen, matizó que “no hay que lanzar las campanas al vuelo”. “Tenemos que seguir siendo humildes y trabajadores”, agregó el preparador babazorro, que dijo que fue importante que los dos cambios en el “once” marcaron gol, pero Luis Rioja y Joselu también lo merecieron. Machín deseó que Duarte no tenga nada grave, tras retirarse en camilla con una afección en el ligamento lateral, justo después de la reciente operación del ligamento cruzado por parte de Rodrigo Ely, al que dedicaron la victoria, así como a la afición albiazul.


Mendilibar: “No hemos tenido oportunidades desde el minuto 20”

El entrenador de la SD Eibar, José Luis Mendilibar, reconoció que su equipo no tuvo ocasiones desde el minuto 20 de juego y que con solo una al final del partido, “es muy difícil ganar”. El de Zaldibar dijo que se les escapó “una buena oportunidad tal y como empezó el partido”, pero puso en valor el encuentro que completó del Alavés. “Ha empezado a jugar más directo, han ganado casi todas las jugadas y se han hecho dueños del terreno”, expresó el técnico, que destacó que esta táctica les bastó a los vitorianos para hacerles daño. “Lo han hecho bien y nosotros hemos dado facilidades”, añadió. A pesar de todo aclaró que este partido “no genera dudas” porque han terminado muertos, aunque intuyó que también pudo ser por el esfuerzo tres días atrás contra el Real Madrid. “Hemos jugado bastante bien en cinco o seis partidos y nos vendrán bien los dos días de descanso”, consideró Mendilibar que incidió en que los babazorros no cometieron los errores del principio y se basaron en el golpeo de Florian Lejeune para avanzar. “No hemos ganado las jugadas ni a Deyverson ni a Joselu y por ahí se nos ha ido el partido”, analizó el preparador armero, que indicó que tenían que haber practicado un juego más directo. “Hay que saber qué jugar en cada momento de partido y según el rival”, apostilló. “Que se olviden de mí y del fútbol en Navidad y que vengan tranquilos”, afirmó sobre sus jugadores. 

Un derbi vasco de alto riesgo

EI Alavés recibe al Eibar en estado de ‘shock’ por la rotura de ligamento cruzado anterior de Ely. En 2018 le ocurrió lo mismo con la rodilla derecha pero, en este caso, en Vigo, se lastimó la izquierda. Los vitorianos llevaban una gran racha con seis jornadas seguidas sin conocer la derrota, pero el adiós a la temporada del central ha sido un mazazo. Y los rivales no fueron de segunda línea ni mucho menos: entre ellos estaban la Real, el Madrid, el Barcelona y el Valencia. También Valladolid y Levante. Pero han caído en las últimas semanas con el Huesca y el Celta y el descenso está cerca.

Por todo ello, la visita del Eibar hoy a Mendizorroza supone un derbi vasco de alto riesgo, del miedo al abismo entre dos equipos que no saborean la victoria desde hace cuatro jornadas y que se han metido en problemas en las últimas semanas (sigue el partido en directo en As.com).

Pere Pons sigue lesionado y a la lista de tocados se ha unido, lógicamente, Ely. Laguardia se lastimó en Huesca y no jugó ni en Málaga Copa del Rey ni en Vigo, en Liga. Curiosamente, a este partido sí viajó y entró en convocatoria. Pero estaba claro que su vuelta a la competición tenía que esperar porque cuando se lastimó Ely, no salió él sino que lo hizo Tachi, mucho más testimonial en el equipo. Lo normal es que vuelva ante el Eibar porque luego hay una semana larga de descanso.

Lejeune y Battaglia también están a disposición de Machín, que estuvieron sancionados en Huesca pero que volvieron en Vigo. El segundo de ellos, además, está apercibido con cuatro amarillas. También podrá jugar Ximo Navarro que no terminó el partido del Alcoraz pero que ya compareció el domingo en Balaidos.

Por lo demás, el entrenador soriano mantendrá, casi con total seguridad, el equipo del domingo en Vigo salvo las novedades en defensa. El Alavés no ha marcado en los últimos partidos y preocupa la falta de pegada. Dejó su marcador a cero ante la Real Sociedad, Huesca y Celta. No marca desde el día de Valdebebas contra el Real Madrid y eso son más de 300 minutos sin ver puerta. Ni Lucas, ni Joselu, ni Guidetti, ni Borja Sáinz están inspirados en las últimas jornadas.

El Eibar (14º, 15 puntos) espera no quedarse frío ante el Alavés (17º, 14 puntos) en Mendizorroza el miércoles (22:00 horas) en el penúltimo partido del año 2020. El equipo guipuzcoano quiere ganar en Vitoria tras no poder hacerlo, pese a dar una buena imagen, ante la Real Sociedad en Anoeta (1-1), y el Real Madrid en Ipurua (1-3). El partido de rivalidad enfrentará a dos equipos vascos que luchan por la permanencia, y que están cerca de ‘quemarse’.

Los eibarreses, que todavía no conocen la victoria en Ipurua (han sumado sólo 4 puntos, con 4 empates y 4 derrotas, por lo que son los peores en casa), funcionan mucho mejor fuera. Y es que el Eibar es el cuarto mejor conjunto como visitante con 11 puntos (puesto de Champions), sólo superado por Real Madrid (17 puntos), Real Sociedad (14), y Cádiz (13). Mientras como locales sufren para marcar (2 goles en 8 partidos), cuando actúan a domicilio mejoran mucho. Han logrado al menos una diana en cada duelo, con 8 tantos en 6 encuentros. Además, a excepción de cuando jugaron en San Sebastián ante la Real Sociedad, el Eibar ha marcado siempre primero. Eso significa que busca la victoria en todo momento, con un balance positivo de 3 victorias, 2 empates, y una derrota.

Tras la marcha repentina de José Antonio Martínez al FC Dallas (el Eibar ha traspasado al defensa centro onubense al equipo de la MLS, de Estados Unidos, sin que haya debutado oficialmente con los guipuzcoanos), la plantilla eibarresa se ha quedado con 24 hombres. El entrenador azulgrana, José Luis Mendilibar, sufrió 8 bajas ante el Real Madrid, contando 2 de última hora, la del mencionado Martínez, y el polaco Damian Kadzior (por una gripe que le mantiene en el ‘dique seco’). Es seguro el retorno de Esteban Burgos tras cumplir un partido de sanción por acumulación de amonestaciones, mientras que Quique González está disponible tras mejorar de su lesión del ligamento lateral interno de su rodilla derecha. A las ausencias seguras de Kadzior y Martínez, se les suman las de los lesionados Sergi Enrich (molestias musculares), Correa, Oliveira y Cote’. Mendilibar sólo tiene 18 jugadores disponibles del primer equipo y para completar una convocatoria de 20 hombres, ha citado de nuevo a 2 futbolistas del filial (CD Vitoria), de Tercera División, el defensa Unai Dufur, y el delantero Unai Arietaleanizbeaskoa ‘Unai Arieta’.

Machín: “Es momento de ver que los fichajes de invierno los tenemos en casa”

El entrenador del Alavés, Pablo Machín, avisa de que su equipo debe tomarse este partido ante el Eibar “como una oportunidad”, después sumar dos derrotas seguidas. “Me preocupan los resultados y que no hemos podido hacer gol. La línea de la segunda parte ante el Celta”, señala el técnico soriano, que reitera que el hándicap lo tiene claro: “No estamos teniendo acierto de cara gol y si no marcas es imposible ganar”, remata.

“Todos somos conscientes qué equipo somos, dónde jugamos y por lo que vamos a pelear, la motivación tiene que ser máxima en cada partido”, lanza Machín, que reclama que la clave versa en el competir”. Sobre el Eibar desliza que “va a engañar bien poco porque lleva muchos años jugando a lo mismo y eso es muy importante para todos los futbolistas”. Relata que practica “el fútbol típico del norte, directo, con la línea adelantada, con muchos centros desde banda para que pasen cosas. Si no somos capaces de competir en las disputas y segundas acciones no tenemos absolutamente nada que hacer en el partido”, subraya Machín, que reclama a los suyos, al menos, la misma “intensidad”.

Desvela además que el club medita un sustituto para cubrir la sensible ausencia por lesión de larga duración de Rodrigo Ely.”Los fichajes para mí son los que no les hemos sacado su mejor versión. Ahora con muchos partidos, todos tendrán oportunidades y es momento de ver que los fichajes de invierno los tenemos en casa”, lanza Machín.