La confirmación de João Félix

Bendito problema para Simeone. El entrenador del Atlético tiene a su disposición a toda su artillería y deberá elegir delanteros para medirse al Liverpool, un encuentro que puede marcar el futuro del equipo en esta fase de grupos. Luis Suárez, Correa, Griezmann, João Félix, Cunha… Cinco delanteros para dos puestos. Mucho y bueno para elegir y el Cholo sabe que los necesita a todos para derrotar al conjunto inglés. Entre los delanteros hay uno que acabó en plan figura en el último partido disputado por el Atlético: João Félix, quien le causó muchos problemas al Barcelona. Tuvo una gran conexión con Luis Suárez y Lemar y mostró el nivel que tanto el Cholo como los seguidores rojiblancos pretenden.

El propio Simeone admitió en la rueda de prensa posterior al choque ante el Barcelona que espera esa gran versión del portugués durante toda la temporada. El Cholo busca una mayor regularidad del delantero y no que haga dos o tres buenos partidos por ejercicio. Para el técnico rojiblanco eso no es suficiente.

Escudo/Bandera Atlético

El portugués ha tenido un inicio de temporada muy complicado, puesto que tras la Eurocopa se operó de su tobillo derecho y no pudo comenzar a tiempo LaLiga. Se perdió los tres primeros partidos, frente a Celta, Elche y Villarreal, y posteriormente, cuando estaba jugando bien, llegó su expulsión ante el Athletic, por lo que se perdió otros dos partidos ligueros, frente a Getafe y Alavés. Es decir, jugó ante Espanyol, Athletic y Barcelona. En total, 121 minutos de competición liguera. En Champions sí jugó ante Oporto y Milan.

La Champions es una competición especial y diferente para el portugués y uno de losmotivos por los que firmó por el Atlético fue por intentar ganar esta competición. La temporada pasada fue el mejor del equipo rojiblanco en el partido en Londres ante el Chelsea. Y la campaña anterior sucedió lo mismo en el encuentro ante el Leipzig, en la fase final disputada en Lisboa. João Félix se marchó apesadumbrado tras estos dos partidos y ahora tiene de nuevo otra oportunidad para confirmarse como un delantero de talla mundial.

En el ejercicio pasado jugó 40 partidos y marcó diez goles, siete en LaLiga y tres en Champions. Su objetivo esta temporada es superar esos registros y ayudar al equipo a luchar por todos los títulos.

El 10 de noviembre cumplirá 22 años y ya habrá jugado los dos partidos ante el Liverpool de la fase de grupos de la Champions, partidos que estarán en el escapate del fútbol mundial. João Félix, por cierto, contribuyó al triunfo del Atlético ante el conjunto inglés en el ya histórico triunfo en Anfield y la noche mágica de Marcos Llorente. El partido del martes debe suponer su confirmación y demostrar que lo que hizo ante el Barcelona será la tónica del año.

Desde Nueva York al Wanda

El Wanda Metropolitano se llenará en el encuentro de este martes ante el Liverpool. El estadio del Atlético vivirá otra gran noche y la expectación ha sido muy grande para el choque ante el conjunto inglés. Un partido que será como los de siempre, como los de ante de la pandemia, en lo referente al ambiente en el recinto rojiblanco. La hinchada del Atlético apoyará como lo ha hecho en todos los partidos y a ello contribuirán las peñas. Y para este choque ya estarán presentes muchas de fuera de Madrid.

Más de mil peñistas de casi 50 peñas de provincias de fuera de la capitan han confirmado su asistencia al partido. El hecho de ser un encuentro entre semana, a las 21:00 horas, no ha sido problema para que muchas peñas quieran estar junto a su equipo. Vendrán tres peñas del extranjero: la de Nueva York, la Indios de Caledonia de Edimburgo y la peña Fortuna de Düsseldorf, de esta ciudad alemana.

Escudo/Bandera Atlético

De España llegarán desde muchos puntos de nuestro país. Ronda (Málaga), de Jerte (Cáceres), Alfaro (La Rioja), Almendralejo, Villanueva de La Serena, Zafra, Montijo y Don Benito (Badajoz), la Saymu Arena y la peña Atlética Tos por Igual de Badajoz capital, Almodovar del Campo, Malagón, Belmonte de Campos y Bolaños (Ciudad Real), Trujillo y Castañar de Ibor (Cáceres), la de Cáceres capital, Lorca y Ceheguín (Murcia), Motilla de Palancar (Cuenca), la Conquense y la Hoces de Cuenca de Cuenca capital, la Costa Rojiblanca y L’ Alicantí 1903 de Alicante, Concentaina (Alicante), la de Astorga (León), la de León capital, Burgos, Lugo, Escariche y Siguenza, (Guadalajara), Zaragoza, Salamanca, Soria, la de Úbeda y Torredelcampo (Jaén), Santa Olalla (Toledo), Navalcán (Toledo), Iznaillo y Colomera (Granada), El Carpio (Córdoba), Raúl García (Pamplona)…

Desde el área social del Atlético se encuentran muy satisfechos por el hecho de que las peñas empiecen a recobrar la actividad que tenían antes de la pandemia. El Liverpool también estará muy apoyado desde las gradas del Wanda Metropolitano, ya que unos 3.100 hinchas ingleses estarán en el partido.

Cerezo: “Lo de Suárez fue una buena operación para el Barça”

Enrique Cerezo, presidente del Atlético de Madrid, ofreció una entrevista este mediodía en Telemadrid, desde el Wanda Metropolitano, donde repasó toda la actualidad rojiblanca. Es el primer presidente con el que la cadena autonómica madrileña inicia una ronda de entrevistas a dirigentes

Escudo/Bandera Atlético

Presidencia: “Casi voy a hacer 20 años de presidente y otros 15 de vicepresidente. Casi 35 años aquí”.

Liverpool: “Buenos recuerdos en los dos últimos partidos que jugamos ante ellos. Es un gran equipo que se proclamó campeón de Europa precisamente aquí, en este estadio. Estamos muy contentos y orgullosos de jugar un partido tan importante contra el Liverpool. En casa y con el estadio lleno”.

Cien por cien del aforo ante el Barça: “Fue una gran alegría de ver como la gente disfrutaba como estaba encantada de volver, ilusionada de volver a ver en directo a su equipo y con la alegría de que se ha acabado, entre comillas, una pandemia mortal durante los dos años. Individualmente te emocionas. Más porque fue en un partido que ganamos y ganamos muy bien. Satisfacción de sentarte y estar acompañado de 70.000 personas es muy importante”.

¿El fútbol debe una Champions?: “Ya hemos estado tres veces en finales. Las tres por un serie de circunstancias se han perdido. Yo creo que sí, que la debe. Ha habido muchísimas semifinales y finales y nos vamos a acercando para poder conseguirla”.

Suarez: “Es un gran fichaje, un gran jugador y una magnífica persona”.

¿Llamó a alguien del Barca para darle las gracias?: “Con el Barça tenemos una magnífica relación y puedo decir que la operación de Suárez y de Griezmann ha sido buena para el Barça el Atleti y los jugadores”.

Messi, Simeone ha reconocido que le contacto a través de Suárez: “La verdad que no lo sé. Los departamentos técnicos tienen sus momentos. Simeone hizo bien en intentarlo. En este caso era muy difícil como ha explicado el Cholo. El PSG tiene demasiado poder económico y aquí LaLiga tiene un control muy serio y duro para que el fútbol español pueda estar en la situación económica en la que está”.

Griezmann: “A nosotros siempre nos interesan los grandes jugadores y Griezmann lo mejor es que esté con nosotros que con otros”.

Harto de lo de Mbappé y el Madrid: “Bastantes problemas tenemos nosotros para estar pendientes de que si Mbappé viene o no al Madrid. Si lo hace, fenomenal. Si no, qué le vamos a hacer, a lo mejor no ha podido venir”.

Fútbol en casa: “Tengo tres hijas que ya están casadas y el fútbol le gusta lo justo. A mí mujer tampoco. En mi casa no hablo de fútbol con nadie”.

Su figura por encima del Atleti o al revés: “El Atleti siempre es el Atleti. Los que estamos aquí estamos de paso intentando hacer siempre lo mejor posible y que afición, equipo y jugadores disfruten”.

Un momento como presidente: “Cuando se ganó la Liga con Antic después de tantos años, con aquellos jugadores maravillosos. La inauguración del Metropolitano. También las finales a las que hemos llegado, aunque algunas tuvieran su parte triste, es muy emocionante y muy bonito vivirlo”.

¿Llora?: “Más que llorar es tristeza por no haber podido conseguir una cosa que no se ha conseguido”.

Jesús Gil: “Era una persona magnífica, muy amigo mío. Un gran dirigente del fútbol. Tenía sus peculiaridades. Era una gran persona, tipo, un hombre que ha hecho mucho por el Atleti. En esta situación estaría encantado y feliz de ser campeón de la Liga de este año. Y de los 13, 14 títulos que tenemos en los últimos 10 años y sobre todo por sentirse aquí en este estadio, su casa”.

Presidente del Atleti, padre o abuelo: “Las tres facetas. Lunes, martes, miércoles y jueves con el fútbol y mi negocio, el cine. Viernes, sábado, domingo con mis nietos e hijas, cuando no hay fútbol”.

En busca del mejor Trippier

Kieran Trippier fue uno de los mejores jugadores del Atlético la pasada temporada. Hasta el punto de que el equipo rojiblanco sufrió mucho cuando fue sancionado por la Federación Inglesa. Trippier se amoldó a la perfección al sistema de tres centrales y dos carrileros y cuando no jugó fue un duro revés para Simeone. Esta temporada no ha comenzado de la misma manera y no es el jugador del pasado ejercicio. Y uno de los objetivos del cuerpo técnico es el de recuperar al futbolista de la pasada campaña.

Trippier disputó 28 partidos de LaLiga y otros siete de Champions hace un año. En total, 35 encuentros, con 2.477 minutos de competición liguera y 609 en el torneo europeo. Jugó 3.086 minutos. El inglés dio seis asistencias, todos en LaLiga. Sus incursiones por la banda fueron una de las grandes armas ofensivas del Atlético. Además, se entendió a la perfección con Marcos Llorente, con el que formó una gran sociedad.

Escudo/Bandera Atlético

Con 31 años, y con un valor de mercado de 20 millones, le quedan dos años de contrato con el Atlético. Este pasado verano fue objeto de deseo de los clubes de la Premier, pero el club rojiblanco siempre dijo no a las ofertas que llegaban desde Inglaterra. Manchester United y Arsenal preguntaron por el jugador del Atlético. Pero Trippier sigue siendo un futbolista importante para el equipo y, por otro lado, sigue siendo convocado por su país.

Esta temporada ha jugado nueve partidos, ocho de LaLiga y uno de Champions. Pero en el campeonato liguero sólo en cinco ha sido titular. Ha disputado 430 minutos ligueros y 40 de Champions: en total, 470 minutos. Ha perdido esa condición de jugador casi imprescindible. Le ha penalizado que tuviera que empezar tarde la pretemporada debido a la Eurocopa. Inglaterra llegó a la final, que perdió ante Italia.

Simeone ha situado a Marcos Llorente como lateral derecho en algunos encuentros en detrimento del inglés. Aunque la temporada no ha hecho más que comenzar y Trippier tiene que empezar a rendir como lo hizo la campaña pasada.

Avalancha red en el Wanda

El Wanda Metropolitano se llenará para el encuentro del próximo martes entre el Atlético y el Liverpool. El choque ha despertado una gran expectación en las hinchadas de ambos equipos y el estadio tendrá un gran lleno. En el club inglés el encuentro también ha supuesto que su masa social se haya movilizado para el partido. El Liverpool tenía a su disposición 3.300 localidades para el partido y aunque no las llegan a agotar, estarán muy cerca de ello. Al final será unos 3.100 seguidores reds los que estén en el Wanda Metropolitano el martes.

Para los aficionados del Liverpool visitar el estadio del Atlético siempre es algo especial. El equipo inglés ganó su última Champions en el recinto rojiblanco, aunque en su última visita el conjunto de la Premier cayó derrotado por 1-0. Fue en la Champions 2019-20 y el Atlético volvió a ganar en la vuelta, en un partido para la historia en Anfield. El equipo de Simeone eliminó al entonces campeón de Europa.

Escudo/Bandera Atlético

Para el Atlético este partido también supone un reto a nivel organizativo, puesto que es la primera vez desde la pandemia que una afición visitante puede llegar a movilizarse de esta manera. El Atlético ya tiene mucha experiencia en partidos de este nivel en los últimos años, pero el Wanda Metropolitano tendrá que activar todos los protocolos para vigilar y controlar a los seguidores visitantes.

También la ciudad de Madrid debe estar preparada para el desembarco de seguidores del Liverpool, siempre muy activos a la hora de verse por el centro de la capital. Estos encuentros siempre han sido declarados de alto riesgo, por lo que se movilizaba un importante número de fuerzas de seguridad. Y ahora volverá a ser igual.

Giménez, cuestión de Estado

José María Giménez saltó al terreno de juego justo cuando sus demás compañeros lo habían abandonado. Lo hizo en un campo anexo y junto a uno de los recuperadores del primer equipo rojiblanco. Estuvo entrenándose durante un cuarto de hora y tocó balón. De una manera ligera, pero hizo desplazamiento de pelota y controles. Quizá para empezar a probarse cómo está de cara al choque ante el Liverpool. El concurso de Giménez para el partido ante el conjunto inglés es poco menos que una cuestión de Estado para el Atlético.

El defensa uruguayo se lesionó en el partido internacional ante Colombia en la madrugada del pasado viernes. El jugador ha comenzado muy bien la temporada y volvió a lesionarse después de mucho tiempo sin hacerlo. El gran hándicap del futbolista del Atlético son las lesiones y volvió a sufrir un nuevo percance muscular. El tiempo estimado de baja fue de unas dos semanas, pero el uruguayo saltó ayer al terreno de juego al cumplirse la primera.

Escudo/Bandera Atlético

El problema para el Atlético es importante, puesto que Savic no podrá jugar frente al Liverpool. Está lesionado y, además, sancionado. Simeone, ahora mismo, sólo cuenta con Felipe y Hermoso para el centro de la zaga. El Cholo prefirió no reforzar la parcela central de la zaga en el mercado de fichajes en detrimento de hacerlo en ataque y se quedó sólo con cuatro centrales. Kondogbia aparece como la solución de emergencia en el caso de que el técnico argentino necesite otro futbolista.

El partido ante el Liverpool no es el más propicio para que Giménez juegue sin estar al ciento por ciento. Un encuentro ante un rival de primer nivel, ante delanteros muy explosivos… Giménez arriesgará para intentar llegar al partido, aunque existe el problema de que tenga una recaída y pueda lesionarse para más tiempo.

Simeone y el defensa deberán decidir. No se habrá cumplido el plazo médico establecido, pero todo dependerá de las sensaciones del jugador. El Cholo no es partidario de arriesgar. Pero es el Liverpool. Un choque que todos quieren jugar. El técnico del Atlético, de no jugar Giménez, podría meter a Kondogbia como tercer central y seguir con su sistema de tres defensas y dos carrileros. O jugar con un 4-4-2, con Felipe y Hermoso como centrales.

Incógnita Marcos Llorente

El Atlético tuvo jornada de descanso, pero muchos jugadores se pasaron por las instalaciones del Cerro del Espino en Majadahonda. Y varios saltaron al terreno de juego y se entrenaron junto a futbolistas de las categorías inferiores del Atlético. Así, Griezmann, Carrasco, Koke y Trippier tuvieron un intenso entrenamiento con el balón como protagonista. Simeone hizo ejercicios de circulación de balón, ensayó jugadas siempre con la pelota de por medio.

Marcos Llorente sí se entrenó, aunque no lo hizo junto al resto de sus compañeros. El madrileño se ejercitó bajo las órdenes de uno de los recuperadores del equipo rojiblanco. Marcos Llorente se lesionó en el encuentro ante el Barcelona y ahora mismo su concurso en el partido del próximo martes frente al Liverpool es una incógnita. El partido no invita a arriesgar, pero Marcos Llorente es un futbolista que lo quiere jugar todo y el choque ante el Liverpool es muy especial para él.

Escudo/Bandera Atlético

El jugador aún tiene cinco días por delante antes del choque y tendrá que evaluar cómo se encuentra antes de tomar una decisión sobre si juega este partido o prefiere no arriesgar. El propio centrocampista desveló en El Larguero sus dudas sobre su participación en el choque. Los próximos entrenamientos irán diciendo lo que vaya a hacer. Ni es seguro su concurso ni está descartado.

De no jugar, sería una baja muy sensible para Simeone, puesto que ha jugado los diez partidos de competición oficial disputados hasta ahora (ocho de LaLiga y dos de Champions). Ha sido titular en todos y su polivalencia le ha sacado de un apuro a su entrenador. Ha jugado de lateral derecho, de interior, en el doble pivote e incluso más adelantado, en punta. Algo que ya no es noticia, ya que se ha convertido en habitual.

Si Simeone va partido a partido, Marcos Llorente va entrenamiento a entrenamiento. El del viernes irá diciendo cómo se encuentra y las sensaciones que tiene de cara al vital choque ante el Liverpool. Para el Atlético es un choque muy importante y veremos si el Cholo puede contar con sus mejores armas.

“No me importa qué jugamos, importa si el Atlético ganó”

Simeone atendió al Diario Olé durante el parón internacional para conmemorar el 25 cumpleaños del diario argentino. Si en el adelanto ofrecido ayer el Cholo confesaba haber llamado a Suárez para conocer la situación de Messi y la posibilidad de incorporarle al Atlético, durante el día de hoy se ha publicado la entrevista completa.

El técnico del Atlético explica su día a día en el cargo. “A la mañana, antes del entrenamiento nos juntamos por Zoom, para un repaso de lo que vamos a hacer, porque practicamos a las 11. Después, nos quedamos hablando para ver la tarea del día posterior, lo que vamos a preparar. Y en el interín nos llamamos mil veces con Hernán (Bonvicini) y con Nelson (Vivas) porque van apareciendo cosas. Siempre cuando arranca la semana les comento que vamos a jugar de una manera, pero cuando cierro el equipo, casi seguro no es el mismo que el lunes. Eso es un poco lo que somos y cómo vamos encontrando las mejores soluciones. Vamos revisando, mirando, observando, ya sea al rival o a tu equipo. A veces, en las primeras imágenes, no terminas encontrando los pequeños detalles que te van a hacer mejorar, lo vas encontrando al repetirlos. Si jugamos con Liverpool, por ejemplo, tal vez encuentras cómo hacerle daño en el octavo partido que te pones a ver”.

El Cholo también repasa su legado y periodo en el club rojiblanco. “Nosotros fuimos siempre de un pensamiento, aunque no pensar en Miguel Muñoz, técnico del Real Madrid que estuvo 14 años. Lo único que busco es poder ver lo que me gusta, sentirme identificado con los futbolistas que hagan lo que yo quiero dentro del campo. Y no me importa qué jugamos, si es un amistoso, Copa del Rey, final de la Champions, Europa League… Tenemos que competir. Porque mañana en el diario y en el mundo sale Atlético de Madrid y el resultado. Lo que importa no es quién jugó, sino que el Atlético de Madrid ganó o perdió. Es la primera información. Ganó o perdió. Es lo que intentamos transmitir con hechos y no con palabras. Mostrar que cada entrenamiento es una búsqueda de mejorar, exigir, estarle encima al jugador, para que no sienta que hace diez años que estamos acá. Para que sienta que, si perdemos cuatro partidos, nos pueden echar”.

Escudo/Bandera Atlético

Un Atlético que sigue mejorando, pero tiene todavía camino por delante. “El crecimiento del club ha sido enorme. Y en consecuencia la búsqueda de más crecimiento sigue estando dentro nuestro proyecto, no sólo en lo futbolístico. Tiene un estadio fantástico, pero necesitamos un centro deportivo nuestro, que hoy sigue siendo prestado. Tenemos pocas canchas para entrenar, dos canchas, así que tú imagínate… son dos canchas que nos pueden ver desde afuera cotidianamente. Yo siempre digo que nosotros entrenamos para toda España. Pusimos lonas, pero se ve igual, porque se transparentan todo con el sol, ¿Entiendes? Hoy tenemos un vestuario mucho más grande que el que empezamos: el Profe consiguió hacer dos gimnasios de verdad, muy completos, llenos de herramienta para los chicos. También pudimos tener el desayuno estable para los futbolistas todas las mañanas con la posibilidad de que almuercen también ahí, condiciones que antes no había”.

Simeone también valora el crecimiento en su plantilla. “En base a los éxitos laborales y del equipo hubo una construcción general en la que el club, de a poco, pudo darnos más posibilidades. Antes, con todo respeto, teníamos en el ojo 11 o 12 jugadores. Hoy miras al plantel y es un dolor de cabeza cada formación que haces porque te quedan afuera un montón de chicos muy importantes. Todo eso lo generamos desde la oportunidad que le dimos al club para vender mejor el producto y la gran capacidad de gestión que tienen Miguel Ángel Gil y Cerezo. Pero nos queda mucho por hacer”.

Una cantidad de grandes jugadores que dificultan sus alineaciones. “Cuando ganamos la Liga de 2014 teníamos en el equipo a Juanfran, Miranda, Godín, estaba Alderweirled, Arda, Tiago, lo teníamos a Sosa, a Raúl García, a Koke, a Villa, Cebolla Rodríguez, Diego Ribas… Posiblemente menos nombres, pero muy buenos futbolistas porque si no, no sales campeón. Pero lo único que pone en el lugar correcto a todos es el campo, porque el campo no miente. Nosotros tenemos que buscar, desde la conducción, que ellos entiendan que lo que el campo muestra es lo que nosotros seguimos. Hablar con cada uno, contarle, explicarle, no me gusta, porque siempre vas a terminar mintiendo en algún momento. Jugamos martes, sábado, martes, sábado… Si tengo que ir todos los días diciéndoles a todos va a jugar éste por esto, porque el partido me lo imagino así… Yo fui jugador y por más que me cuentes lo que me cuentes, yo quiero jugar. Es problema tuyo. No me cuentes historias para justificar lo que estás haciendo. Y hasta se puede interpretar también que justifico por qué lo hago. Hay que buscar que el grupo entienda que yo quiero ganar, no me importa otra cosa que ganar y que no tengo compromiso con nadie”.

Un aumento en la exigencia del Atlético hasta situarse entre los más grandes. “Siempre lo digo: vas al Bayern y no tienes otra opción que ganar, vas hoy al City, al Barcelona y al Madrid, igual. ¿Y por qué en el Atlético de Madrid no? Si no estás preparado para competir así, déjale el lugar a otro. Lo indispensable no son ni el entrenador ni los jugadores. Lo indispensable es el club. Hay que entender eso. ¿Pero cómo te preparas para ganar siempre? En la comodidad, no. La comodidad para cuando dejes de jugar, o anda a otro lugar donde todo puede pasar. Nosotros queremos crecer en la exigencia y somos los primeros que nos autoexigimos, porque los que nos autoexigen son jugadores. Y por eso cambiamos. Ahora nos dimos cuenta de que el 4-4-2 era monótono, que no sorprendíamos a los rivales, que para los nuestros se hacía pesado y estamos en un 5-3-2, 4-3-3, 5-4-1, buscándole la vuelta”.

Ganar es lo más importante, aunque también el trabajo para lograrlo. “Siento orgullo de todo el trabajo, hayamos ganado o perdido. Llegamos en finales de Champions al minuto y a los penales. Estoy orgulloso, pero quería ganar. Todos estamos en esta polémica de si es más importante jugar bien o ganar y ahí digo: “No se mientan”. Vas a jugar la final del mundo y no te importa si juegas bien o mal. Quieres ganar antes que jugar bien y perder. La polémica la van generando aquéllos a quienes les gusta y tienen un pensamiento despectivo para quienes trabajamos de otra manera. ¿Hay un equipo que haya salido campeón que juegue mal? Es difícil. Ahora, ¿puede tener un estilo de juego que no te convenza del todo? Sí. Francia salió campeón del mundo replegado y jugando de contragolpe. En cambio, España salió campeón jugando bien. ¿Pero por cuánto ganaron los partidos importantes en los mundiales? 1-0, 2-1, por penales…. O sea, las distancias son mínimas. Entonces, hay que salir del espacio en el que terminamos mintiéndonos. Yo quiero jugar bien y ganar. Pero el día que mis jugadores no tienen un buen partido, se necesita un plan B. Normalmente los campeonatos se ganan cuando ganas partidos que no te mereces ganar. En diez partidos de Copa América o un Mundial, no puedes tener diez partidos malos porque si no no llegas, pero aquel partido que se te complicó y jugaste mal, lo tienes que ganar también porque si no, no pasas”.

Sobre eso, Simeone vuelve a hablar sobre su etiqueta de defensivo. “Es que no me puedo definir, no sé mañana qué plantel voy a tener. El 2014 jugamos de una manera y la temporada pasada de otra, con tres centrales, carrileros altos, dos defensores nada más. Carrasco es ofensivo, Trippier también, Llorente lo descubrimos y potenciamos como un mediocampista con gol, a Lemar lo daban por muerto, no podía salir de su ostracismo y del mal momento de dos años anteriores, y le encontramos un lugar… Suárez parecía que venía expulsado de Barcelona y la rompió, Joao y Correa se compartieron ese lugar para darle vitalidad, y ganamos un campeonato yendo 30 fechas primeros, que es muy difícil. Menos mal que Dios esta vez estuvo de nuestro lado. Imagínate el último partido, que el Madrid le ganó sobre la hora al Villarreal y nosotros, que teníamos que ganar sí o sí, empatábamos o perdíamos contra el Valladolid… Imagínate esa etiqueta si salía campeón el Madrid, tras ir primeros 30 fechas…”.

El Cholo también opina sobre la espina de la Champions. “La Champions es dificilísima, eso es. Dificilísima. Cómo lo puedo explicar… No sé qué ejemplo poner porque puede ser perjudicial. Lo ves al City que se prepara poniendo millones para ganar la Champions y todavía no la pudo ganar. Ves al Liverpool, al PSG, que no sabe qué hacer para generar un grupo de futbolistas extraordinarios, lo ves al United que se potenció muy bien, y decís… (hace el gesto de difícil). Y me estoy olvidando del Dortmund (…) Aunque yo creo que aún más difíciles son las ligas. Tienen más mérito porque es el campeonato de la regularidad, y eso sólo te lo da la liga porque son 38 fechas”.

Simeone también habla sobre la liberación de Messi con la Copa América más allá de la llamada telefónica para tantearle. “No tengo dudas de que le saca esa situación que tenía, de que gané mil Champions, gané mil ligas, tengo 200 millones de goles, tengo el Balón de Oro y ¡no pude ganar con Argentina! Era increíble, pero la vida a veces te termina dando las cosas un poco más tarde y bueno, hay que aceptarla como es. Lo que siempre he valorado de él es que nunca se dio por vencido, que nunca intentó desde su lugar de protagonista enojarse con el mundo, decir no voy más, me alejo. Él fue ahí, ahí, ahí, ahí, y es como la vida, al final machacando, machacando, machacando, algún día cae”.

El Atleti, peleado con el córner

“El Atlético de Simeone es un equipo defensivo y muy fuerte a balón parado”. Uno de los tantos tópicos del fútbol que no tienen en cuenta la evolución táctica de los equipos ni el cambio de sus cualidades con el paso de los años. Algo que se rebate fácil con datos. El equipo rojiblanco, campeón de la pasada Liga, anotó 67 goles en 38 jornadas (1,77 por partido), cifra sólo superada por el Barcelona y que fue acorde a un fútbol con más posesión, presencia en el área rival y ocasiones generadas. En este curso está costando más encontrar el gol, pero es el cuarto máximo anotador de la competición.

En el apartado negativo, esa potencia aérea y de estrategia ha decaído desde aquel Atlético que arrasaba en los córners y faltas laterales, con grandes cabeceadores como Falcao, Godín, Miranda, Diego Costa, Raúl García o Tiago entre otros. Esta temporada, el Atlético es el segundo equipo que más saques de esquina ha sacado de LaLiga con 46, misma cifra que el Real Madrid y sólo superada por el Athletic (57). De ellos, los datos de Opta indican que 12 fueron buenos (encontraron a un compañero), algo mejorado únicamente por el Rayo (17) y el Betis (14) y en donde está empatado con el Athletic.

Sin embargo, pese a que el Atlético copa las listas en córners y en faltas laterales, no ha conseguido ningún gol a través de ellos. Si el Athletic suma cuatro tantos con centros a balón parado, por los tres de Sevilla, Mallorca y Real Madrid, el equipo rojiblanco se mantiene a cero. El Atlético sí ha conseguido un gol de cabeza, en Getafe para llevarse la victoria con el centro de Vrsaljko y el buen remate de Luis Suárez, pero en la estrategia está atascado.

Escudo/Bandera Atlético

Algo que se agrava teniendo en cuenta que en el área propia sí se sufre en esta suerte. El Atlético estaba pasándolo mal en Cornellà y en un error en la marca de Llorente acabó rematando De Tomás de cabeza muy sólo un centro de Embarba para adelantar al Espanyol. El equipo rojiblanco fue capaz de dar la vuelta al marcador con mucho sufrimiento, gracias al gol de Lemar en el minuto 98 con el que se llevó los tres puntos de Barcelona. Sin embargo, no podría reponerse al tempranero tanto de Laguardia en la visita al Alavés, un cabezazo mal defendido por Savic y Felipe que acabó en victoria para el equipo local, ya que el Atlético no pudo perforar la meta de Pacheco.

Dos goles en contra a la salida córners que coincidieron con los dos únicos partidos que no ha participado Giménez en lo que marcha de Liga. El uruguayo es probablemente el futbolista con mayor potencial aéreo de la plantilla, aunque el equipo tendrá que reponerse de su baja después de sufrir una lesión muscular con su selección. Pero también con Giménez sobre el campo acabó marcando el Milan en Champions después de un córner mal defendido que cayó en los pies de Brahim y pudo conducir en el área hasta ceder atrás para el gol de Leao.

Y eso que el Atlético tiene grandes lanzadores de esquina, sumando a Trippier, Lemar y Koke la presencia de un De Paul que es todo un experto en la materia (a temporada pasada fue el tercer mejor centrador de la Serie A con 72 envíos rematados y consiguió 34 asistencias buenas a balón parado, donde dos de ellas acabaron en gol). Hay que tener en cuenta que la temporada pasada el Atlético fue el quinto equipo con más saques de esquina en LaLiga (196), superado por Real Madrid (224), Barcelona (217), Eibar (198) y Athletic (197).

El equipo rojiblanco consiguió mejorar mucho sus números en esa faceta respecto al curso anterior, logrando nueve asistencias de gol a balón parado (el tercer equipo que más) y recuperando la fuerza en la estrategia. Algo que se ha atascado de nuevo esta campaña, donde el cuerpo técnico se esmera en mejorar mucho sus números primero para no sufrir atrás y luego para volver a convertir los córners en un peligro para la meta rival. Durante el parón ha sido uno de los puntos donde más ha trabajado Simeone, que quiere volver a ser fuerte en ese apartado.

Simeone quiso a Messi

Diego Pablo Simeone aprovechó el parón internacional para hablar con el medio argentino Olé en su 25 cumpleaños. En un adelanto de la charla, el técnico del Atlético analiza su vida social junto a sus hijas y explica la posibilidad que existió para que Messi llegase al club rojiblanco junto a su amigo Luis Suárez.

“Te cuento un detalle, ahora con lo que pasó en Barcelona llamamos a Luis (Suárez). Con todo el respeto, a Leo no le llamé, pero sí a Luis para preguntarle como estaba Messi, si estaba con ganas o si había una mínima posibilidad de que viniese al Atlético. Algo que duró tres horas, porque ya el PSG estaba obsesionado con esa incorporación. ¿Si quedó en algo? No, en nada, ves el avión que pasa por el cielo y dices ahí viene, pues así (risas)”.

El Cholo también analiza la opción de haber tenido bajo su mando a Messi en algún momento. “No se dieron las situaciones para dirigirle. Él siempre estuvo en el Barcelona, yo en España en el Atlético y en la selección no coincidimos como jugadores. Pero a mí, él me transmite eso. Si me preguntas donde tiene que jugar Messi, te digo en un equipo que quiera ganar. En un equipo que sepa lo que tiene que hacer para ganar. No importa de qué juegue, importa que el equipo esté preparado para ganar. No pienses en él, piensa en el equipo”.